SD Huesca

SEGUNDA DIVISIÓN

El debut, "un sueño" cumplido para Manu Rico

"He debutado con el equipo que he venido a ver desde los tres años", declaró el oscense, muy agradecido a Xisco

Manu Rico jugó la última media hora.
Manu Rico jugó la última media hora.
Rafael Gobantes

Una de las mejores noticias que dejó el partido de este domingo (si no la más positiva) fue el debut en Segunda División de Manu Rico. El joven futbolista de 18 años se estrenó en la categoría al entrar al campo en el minuto 60 en lugar de Cristian Salvador y demostró que puede tener un papel en el primer equipo.

El centrocampista se llevó los aplausos de El Alcoraz, tanto cuando saltó al césped como con sus intervenciones durante el encuentro. Tras el choque ante el Alcorcón que nunca olvidará, Rico aseguraba que lo de este domingo supuso para él “una alegría inmensa” por participar con el equipo de su tierra. “He debutado con el equipo que he venido a ver desde que tenía tres años y es una felicidad cumplir el sueño que tenía desde pequeño”, manifestó.

El canterano destacó el papel de Xisco Muñoz para que su debut haya sido posible, ya que el manacorí ha confiado en él. De hecho, Manu ya había jugado con el primer equipo esta temporada en la Copa del Rey: disputó los últimos minutos ante el Cayón y toda la segunda parte frente al Girona la semana pasada.

“Estoy contento porque Xisco ha reconocido mi trabajo. Creo que es importante y él es quien me da la oportunidad de jugar, porque puedes trabajar, pero si no hay alguien que luego te da la oportunidad, es más complicado”, declaró el oscense, quien agregó que el técnico azulgrana le dijo “que disfrutara, que es algo que siempre dice él” y sobre todo que corriera, algo “innegociable” para el entrenador. “He salido a darlo todo”.

Rico indicó que se vio “bien” sobre el terreno de juego, algo para lo cual, apuntó, ayudaron sus compañeros. “Es complicado salir a El Alcoraz y tocar mucho la bola porque es una categoría difícil, pero me he sentido bien. Los compañeros confían en mí, me dan ánimos y eso es importante”, explicó.

Y el siguiente paso para el joven centrocampista es asentarse. “Soy un chico joven, tengo sólo 18 años y quiero intentar quedarme, pero estoy aquí aprendiendo de gente a la que llevo viendo mucho tiempo como Mikel y Ferreiro, es bonito y tengo que aprender y sobre todo trabajar duro. Hay que tener paciencia, soy joven y estar aquí es un privilegio para mí, todo lo que pueda rascar será bienvenido y mientras, a aprender de esta gente, que tiene mucho fútbol”.

Rico añadió que este domingo, en El Alcoraz, “hacía mucho frío en el banquillo, pero luego, cuando calientas y entras al campo, se pasa y te olvidas de ello”.

Sobre el encuentro, el oscense afirmó que al Huesca le faltó “el gol”. “Hemos empujado, sobre todo al final. Hemos ido hacia adelante, hemos tenido una de Pitta que se le va al larguero, una de Pulido, por la derecha Joaquín ha estado incisivo... pero cuando no quiere entrar, es complicado”.

Pese a todo, confía en las aspiraciones del equipo. “Desde dentro, sabemos que se está haciendo buen trabajo, estamos tirando todos hacia adelante para subir hacia arriba, es lo que quiere el equipo y yo creo que lo acabaremos consiguiendo”. 

Etiquetas