SD Huesca

laliga smartbank

El Huesca confía en recuperar el sabor del triunfo

El equipo de Xisco quiere dejar atrás su racha de cuatro jornadas sin ganar, se prevén pocos cambios para visitar a un Amorebieta necesitado

El Huesca podría salir con el mismo once que en el último partido.
El Huesca podría salir con el mismo once que en el último partido.
Verónica Lacasa

El Huesca tiene su antepenúltima cita de la temporada en Lezama, donde visita a un Amorebieta que necesita ganar para seguir vivo en la lucha por la permanencia. Los azulgranas quieren volver a la senda de la victoria después de cuatro jornadas sin ganar, en las que han sumado tres puntos y se han quedado en la undécima plaza.

Xisco Muñoz lleva un par de semanas avisando de que el reto que se ha marcado el equipo es acabar entre los diez primeros, por orgullo y también pensando en las arcas del club. El cuadro oscense buscará los tres puntos y dejar virtualmente descendido a su rival, por lo que el técnico, tal y como aseguró ayer, no tiene previsto cambiar mucho el once titular.

Incluso podrían salir de inicio los mismos protagonistas que empezaron el duelo contra el Sporting, en el que se escaparon dos puntos por un gol de los rojiblancos en la recta final del partido. Así, Andrés Fernández continuaría en portería, en busca de la puerta a cero número 18, la cual se resiste en las dos últimas jornadas.

Ratiu, Insua, Ignasi Miquel y Florian Miguel repetirían una defensa en la que no podrá entrar el capitán, Jorge Pulido, baja por problemas físicos que le han impedido entrenar con el grupo en los tres últimos días. Timor y Mosquera estarían en el centro del campo, con Marc Mateu en la izquierda, Dani Escriche y Seoane arriba y la duda estaría en la derecha, con Gerard Valentín y Joaquín con opciones.

Ante las bajas de Pulido y Lago Junior, quien no llega a tiempo pese a ejercitarse ya con sus compañeros, Xisco ha completado la convocatoria de 23 efectivos con Anglada y Prats, del filial, aunque parece difícil que tengan minutos este sábado.

En el Amorebieta, que se juega la vida, Haritz Mujika no podrá contar con su portero titular, el ex del Huesca Roberto Santamaría, quien sigue de baja por lesión y no podrá estar esta tarde en Lezama. El resto del once tampoco distaría mucho de lo que suele sacar el entrenador en las últimas semanas, con un equipo poco fiable a domicilio (sólo una victoria como visitante en liga y fue en diciembre) pero que en Lezama está sacando un buen botín de puntos que le permite tener opciones de salvarse.

El conjunto vasco ha ganado sus tres últimos encuentros en casa, como local no pierde desde el 6 de marzo y fía su éxito al ataque con su dupla de delanteros, con Guruzeta (12 goles) y Obieta (otros 7), y a su fortaleza defensiva. Pese a su situación límite, será un hueso duro de roer para el Huesca.  

Etiquetas