SD Huesca

SEGUNDA DIVISIÓN

Un Huesca con más sangre joven

Las entradas y salidas de momento rejuvenecen mucho a la plantilla azulgrana

Euse y Soko, dos ejemplos del rejuvenecimiento en el equipo.
Euse y Soko, dos ejemplos del rejuvenecimiento en el equipo.
SD Huesca

Sea por motivos económicos, y las ya conocidas salidas de jugadores con contrato en vigor, sea por criterios más deportivos, pero la cuestión es que, en los movimientos que ha hecho hasta ahora la SD Huesca para conformar su plantilla, hay una línea clara, y es el rejuvenecimiento de la plantilla.

Obligados a dar bajas a jugadores con muchas horas de vuelo en la plantilla azulgrana, de momento la dirección deportiva está apostando por fichajes de jugadores jóvenes y de futuro, en una suerte de cimientos para un proyecto que quiere mirar a largo plazo con futbolistas con proyección y que pueden mejorar, pero ya con la elástica azulgrana.

No hay más que mirar al DNI de los jugadores de la anterior temporada y a los que de momento van llegando en la actual. Han salido del Alcoraz varios jugadores por encima de los 30 años como son Mikel Rico, el más veterano con 37, Mosquera con 34 o Ferreiro también con 34. Insua tiene 29 y de los jugadores de los que se asegura que también saldrán más pronto que tarde, Andrés Fernández tiene 35 y Juan Carlos Real, 31. Además, aunque era un caso diferente porque era un jugador cedido solo para este año, Lago Junior también supera la treintena. Por tanto, numerosos jugadores ya con mucha veteranía.

Hugo Anglada, canterano y oscense.
Hugo Anglada, canterano y oscense.
SD Huesca

Es cierto que todavía se mantienen en la plantilla jugadores también con mucho bagaje, como es el caso de Pulido, con 31 años, Mateu, con uno más, o Timor, que tiene 33, pero son solo tres jugadores en un bloque que se irá a las dos decenas de jugadores, y por tanto un porcentaje bastante menor.

Y atendiendo a los de momento tres fichajes, están en esa edad en la que ya acumulan cierta experiencia, pero que todavía tienen por delante mucho años de fútbol. De los fichados el más joven es el lateral Ignasi Vilarrasa, con 22 años. El otro defensa, el central Jeremy Blasco, tiene uno más, 23, y Patrick Soko es el más “veterano” con 24 años.

Por tanto, la media de edad de la plantilla ha bajado varios puntos, aunque todavía restan por llegar jugadores y habrá que mirar si los próximos pasos van encaminados a apostar por esos jugadores de futuro o también se quiere contar con algún veterano que aporte poso en el vestuario y en el césped.

La cantera, más presente

Y, aunque sea ahora en pretemporada, y ya veremos después cuando comience la competición, la intención clara del club es apostar un poco más por sus canteranos, que como no puede ser de otra manera serán los más jóvenes de la plantilla azulgrana. Seis jugadores del filial han subido a Benasque para el stage, y desde el club ya se ha dicho en diferentes ocasiones, que la idea no es que sean flor de un día, si no contar con ellos, o al menos con varios de ellos, durante la temporada como jugadores de pleno derecho del equipo de Segunda División.

Y de nuevo mirando a sus DNI, está claro que suponen savia nueva que baja mucho la media. Hugo Anglada y David García apenas son mayores de edad, tienen 18 años, Manu Rico tiene 19, tanto Carlos Kevin como Euse Monzó tienen 21 y Pablo Tomeo es el mayor con 22 primaveras.

Por tanto, y como decimos a falta de que lleguen más jugadores que confirmen o no esta línea en el proyecto de plantilla que se quiere conformar, de momento Ziganda va a trabajar con un grupo bastante más joven que el que tuvieron el año pasado Nacho Ambriz y Xisco Muñoz.

Jóvenes también en la banqueta

Y como dato curioso, si jóvenes son los jugadores, también lo serán los técnicos. Sobre todo llama la atención el segundo entrenador azulgrana, José María Angresola ‘Mossa’, que tiene 33 años y de hecho acaba de retirarse del fútbol activo, ya que hasta junio formaba parte del Real Oviedo y actuaba como lateral. Será lógicamente su primera experiencia en los banquillos a este nivel y también aportará juventud al cuerpo técnico del Cuco, al igual que el preparador físico, el ovetense Alberto Martínez, que viene igualmente de la mano del técnico navarro y tiene 37 primaveras.

Etiquetas