Huesca

NAVIDAD

Los Reyes Magos siguen repartiendo ilusión y alegría por la ciudad

Melchor, Gaspar y Baltasar recorrieron varios lugares como centros sociales y asistenciales

Los Reyes Magos siguen repartiendo ilusión y alegría por la ciudad
Los Reyes Magos siguen repartiendo ilusión y alegría por la ciudad
R.G.

HUESCA.- La misma acogida que tuvieron los Reyes Magos a su llegada el sábado a la capital oscense, volvieron a sentirla el domingo durante el recorrido que realizaron por distintos centros asistenciales, colegios, entidades sociales y eclesiásticas. A pesar de que terminaron extenuados repartiendo los regalos durante la noche anterior, derrocharon energía y se contagiaron de la ilusión y alegría que mostraron todos los que pudieron verlos de cerca, sin importar la edad ni condición. Mientras muchas de estas personas recibían sus primeros regalos, cientos de niños de la capital oscense disfrutaban de los presentes que les habían puesto junto a los zapatos.

La primera parada fue la Residencia Sagrada Familia que el Instituto Aragonés de Servicios Sociales (Iass) tiene junto al Parque del Encuentro, en el Perpetuo Socorro. Allí repartieron alegría entre las personas que residen en este centro. Aparte de entregarles varios detalles, Sus Majestades preguntaron a los trabajadores del centro por la salud de los residentes y se interesaron por quienes se habían reincorporado recientemente.

Posteriormente, se desplazarán al colegio Sancho Ramírez, donde les esperaban nerviosos varios de los alumnos, acompañados de madres, padres, abuelos o tíos, quienes pudieron hablar con Melchor, Gaspar o Baltasar, se sentaron y fotografiaron con ellos y recibieron un pequeño presente. Una tradición que lleva cerca de cuatro décadas repitiéndose, gracias también a la implicación de la asociación de madres y padres del centro.

Con gran entusiasmo les recibieron luego en el Centro Aspace Huesca, en la carretera de Grañén, varios de los usuarios y residentes de esta entidad, acompañados por sus familiares, los cuales también disfrutaron de un delicioso chocolate. Melchor, Gaspar y Baltasar compartieron unos minutos de conversación con los residentes y con los trabajadores del centro y usuarios, algunos de los cuales también pudieron verlos el día anterior gracias al espacio que el Ayuntamiento de Huesca había reservado junto al Casino, en la plaza de Navarra, para las personas con movilidad reducida.

LAS MIGUELAS

El recorrido de Sus Majestades siguió hasta el Convento de La Encarnación, donde las hermanas Miguelas les recibieron, como otros años, con villancicos. Ni siquiera la separación física impuesta por la reja que aísla a las religiosas de clausura fue obstáculo para que pudieran charlar con ellos, saludarles y transmitir su emoción por recibirles. También quisieron sumarse a la visita un grupo de niños, quienes recibieron algunos presentes ante la atenta mirada de los Reyes Magos.

En torno al mediodía llegaron hasta el Centro de Salud Mental Santo Cristo de Los Milagros, para pasar un rato con las personas ingresadas, familiares y trabajadores. Posteriormente, hicieron una parada en Radio Huesca para luego detenerse en varias de las residencias de mayores de la ciudad, la de la calle del Parque, Raessa, Cavia y Los Olivos.

Más tarde, cuando ya faltaba poco para la hora de comer, Melchor, Gaspar y Baltasar hicieron su aparición en la plaza de la iglesia de Apiés, donde los más pequeños de la localidad, junto a sus familiares, esperaban la mágica visita. Como ocurrió durante el resto de la mañana, volvieron a repetirse las escenas de nervios, ilusión y alegría, mientras los niños, y los no tan niños abrían los regalos que les tenían preparados los Reyes.

Etiquetas