Huesca

CONCIERTOS

Huesca alternativa

El Reberde Fest y el minifestival de los bares La Estrella y La Habana animaron la tarde del domingo

Huesca alternativa
Huesca alternativa
V.L.

HUESCA.- El domingo, día 11, fue sin duda uno de los días más intensos de estas fiestas de San Lorenzo en lo que a actividad musical se refiere. Además de las actuaciones estelares de Nuevo Mester de Juglaría, Trogloditas y La Pegatina, y de otras actividades como la sesión de swing y lindy hop con Huesconswing y Sugar Push en la Plaza de Navarra y del "Guateque para peques" que se montaron los Artistas del Gremio en el Parque, la música en directo sonó también en dos festivales que sirvieron de pantalla de la escena musical oscense. Está claro que junto a la programación oficial existe igualmente otro programa paralelo que, en gran medida, constituye la expresión de la Huesca alternativa.

Por un lado, los bares La Estrella y La Habana montaron por la tarde en la Plaza de los Fueros un minifestival con dos grupos. En primer lugar, The Muddy Flumen dieron fe de su pasión por el rock setentero, intercalando temas propios de su primer álbum con cálido sabor a soul y blues ("Hope you", "Invictus", "I like you", "Love & justice") junto a algunas versiones de sus artistas favoritos: desde "A change is gonna come" de Sam Cooke hasta "Cortez the killer" de Neil Young, pasando por el "Victoria" de los Kinks, que sonó como homenaje al recientemente fallecido teclista de la banda británica, Ian Gibbons. El rock continuó, pero de un modo muy diferente, con Camellos, banda oscense-madrileña que volvió a exhibir su provocativo y divertido garage punk, expresado a través de temas propios como "Becaria", "Pantoja-ha", "Siempre saludaba" o "Que sobrabas", así como con versiones de los peruanos Los Saicos o del "Gold" de Spandau Ballet, transformado en un ácido "Gol". Su parroquia de fans no deja de crecer.

Y al mismo tiempo, el Parque de la Universidad acogía una nueva edición del Reberde Fest que organiza la Peña Albahaca Reberde. La primera de las dos jornadas de este festival incluyó la participación de tres artistas locales. La primera en aparecer, en medio de una atmósfera campestre, fue Paola Lai, que arrancó su actuación por tangos respaldada por dos ilustres invitados del panorama flamenco zaragozano: el guitarrista Alejandro Monserrat y el percusionista Josué Barrés. Una guajira, una revisión de aires jazzies de la copla "Ojos verdes", el tema "Y no llegaste a quererme" de Camarón o unas alegrías, entre otros ingredientes, formaron parte de su estimulante menú musical. Tomó el relevo el MC Yeray Ruiz, quien, junto a Ale Musicman como DJ y bajista, le dio un repaso a los temas de su excelente disco "Smokin´ Rap", demostró sus grandes dotes como improvisador y, sobre un fondo cool y jazzy, ofreció su fresco flow (a menudo más cerca del ragga que del rap), esparcido en temas como "Smokin´ blues", "Smokin´ rap", "No sé ná", "Antes del partido", "The game" o su versión del standard "Sunny". Por último, el grupo oscense Domador cerró el festival con un directo potente que deja clara su evolución actual hacia un sonido denso, cada vez más cerca de la onda progresiva o incluso del stoner rock. En formato power trío, ofrecieron algunos de los temas de sus dos últimos trabajos (el álbum "No te reconozco" y el EP "Ser accidente"), como "Estrategia", "Si me dejaras", "Proyecto Manhattan" o "La maldición de las tuercas" mientras la noche desplegaba sus encantos.

Etiquetas