Huesca

EDUCACIÓN

Un 5 % del alumnado de la provincia presenta necesidad de apoyo educativo

En el curso 2017-2018 aumentó el número de alumnos acneaes hasta 1.814

Un 5 % del alumnado de la provincia presenta necesidad de apoyo educativo
Un 5 % del alumnado de la provincia presenta necesidad de apoyo educativo
S.E.

HUESCA.- Los alumnos con necesidad de apoyo educativo (acneae) en la provincia representan más del 5 por ciento del alumnado matriculado en la provincia. Según los últimos datos disponibles, publicados por el Ministerio de Educación y Formación Profesional, en el curso 2016-2017 había 1.814 alumnos que recibían apoyo educativo.

Bajo este concepto se recoge el alumnado que requiere y recibe una atención educativa diferente a la ordinaria, por presentar necesidades educativas especiales (acnees), por dificultades específicas de aprendizaje, TDAH, por sus altas capacidades intelectuales, por haberse incorporado tarde al sistema educativo, o por condiciones personales o de historia escolar.

Son precisamente los alumnos con dificultades específicas de aprendizaje los que representan un 26,7 por ciento de estos alumnos acnee en el Alto Aragón, 484. Estos escolares, la mayoría de ellos en Primaria y Secundaria, presentan trastornos de la lectura, la expresión escrita o el cálculo, entre otros. Son aquellos niños que tienen dislexia, disortografía y discalculia. También es numeroso el número de alumnos en situación de desventaja socioeducativa (23,7 %), derivadas de su pertenencia a minorías étnicas y/o culturales, de factores sociales, económicos o geográficos, o de dificultades de inserción educativa asociadas a una escolarización irregular.

Se trata de aquellos escolarizados en las etapas obligatorias o en otros programas formativos, que presentan un desfase escolar significativo, con dos o más cursos de diferencia entre su nivel de competencia curricular y el curso en el que está escolarizado.

TRASTORNOS DEL LENGUAJE O RETRASO MADURATIVO

Dentro de esta categoría también están los escolares con trastornos de desarrollo del lenguaje (127), desde alteraciones del habla como dislalias, disartrias o disfonía a trastornos en la adquisición y organización del lenguaje o mínima adquisición verbal. No se incluye el desconocimiento de la lengua de instrucción, ya que forma parte de otra categoría (30 alumnos), en la que se recogen a aquellos alumnos que tienen un desconocimiento grave, no por incorporación tardía al sistema, y reciben un apoyo educativo complementario.

El retraso madurativo (57 alumnos) también se encaja en este grupo para aquellos niños que en la etapa infantil muestran un retraso madurativo neurológico y psicológico que no puede ser dictaminado con precisión.

En otro grupo estarían los alumnos con altas capacidades, (55 diagnosticados en la provincia), quienes reciben atención educativa a través de medidas específicas, desde adaptaciones curriculares de profundización o de ampliación del currículo a flexibilización del periodo de escolarización o participan en programas extracurriculares de enriquecimiento.

El alumnado con integración tardía en el sistema educativo (155) procede de otros países y se encuentra escolarizado en uno o dos cursos inferiores al que le corresponde por su edad o recibe atención educativa específica transitoria dirigida a facilitar su inclusión escolar, la recuperación del desfase curricular detectado, o el dominio de la lengua vehicular del proceso de enseñanza.

Finalmente, también se considera alumnado acneae al alumnado que presenta necesidades educativas especiales (acnee) que acude a centros o aulas específicas de Educación Especial (137) o está integrado en los centros ordinarios (339).

Estos escolares requieren de determinados apoyos y atenciones educativas específicas asociadas a diversas discapaciades: auditivas, motoras, intelectuales y visuales, además de trastornos generalizados del desarrollo, graves de conducta o personalidad y plurideficiencia.

Etiquetas