Huesca

NEGOCIACIÓN

El periodo formal del ERE de Ibercaja arranca sin grandes novedades

El banco todavía no ha respondido a la contrapropuesta hecha por todos los sindicatos

Todos los sindicatos piden a Ibercaja que dé marcha atrás en su planteamiento
Todos los sindicatos piden a Ibercaja que dé marcha atrás en su planteamiento
R.N.

HUESCA.- La negociación del ERE de Ibercaja ha entrado este martes en su recta final, con la apertura del periodo formal de negociaciones, y banco y sindicatos tienen un mes de plazo legal para llegar a un acuerdo.

La entidad financiera todavía no ha modificado la propuesta inicial que trasladó en el periodo previo, el "informal", y que consiste en 550 despidos y el cierre de 160 oficinas.

Según han señalado desde Ibercaja, "la negociación "de verdad" arrancará el martes que viene", con la segunda reunión del periodo formal, y el encuentro de este lunes ha sido más que nada un formalismo para abrir este periodo.

El sindicato mayoritario, CCOO, ha insistido en que la empresa "reflexione y tenga muy en cuenta" los principios en los que se basa la propuesta conjunta sindical: garantía de voluntariedad y medidas "no traumáticas", como que las salidas sean por edad y "acompasadas con el excedente estimado en cada territorio". Asimismo, los traslados deben tener causa y hacerse bajo "el principio de proximidad".

"La salida de 550 personas sin buscar relevo, la externalización de servicios centrales o el nuevo modelo de oficina, así como el cierre de 160, pueden suponer un suicidio", ha declarado Miguel Ángel Villalba, que ha recalcado que Ibercaja "está mejor que en 2017", año del ERE anterior.

Victoria Camarena, de UGT, ha criticado a Ibercaja por no haber concretado si va a dar la información solicitada por los sindicatos o no. "No es de recibo que no haya contestado a la propuesta unánime de los sindicatos", ha manifestado Camarena, que lo ha atribuido a una estrategia "para llevar la negociación al último día con esa presión".

Y Pedro Royo, de Apeca, también ha apunado que la situación es mejor que en 2017 "y no es necesario un ERE tan duro".

Además, los sindicatos también han pedido paralizar y retrotraer a antes de presentarse el ERE los traslados que se están haciendo entre oficinas.

Etiquetas