Huesca

OPERACIÓN GUARDIA CIVIL

Agentes de la Guardia Civil de Huesca detienen en Madrid a ocho personas por estafas telefónicas mediante 'phishing'

La investigación se inició a raíz de denuncias presentadas en el Alto Aragón

Agentes de la Guardia Civil de Huesca detienen en Madrid a ocho personas por estafas telefónicas mediante 'phishing'
Agentes de la Guardia Civil de Huesca detienen en Madrid a ocho personas por estafas telefónicas mediante 'phishing'
G. C.

HUESCA.- Agentes de la Guardia Civil de Huesca han detenido en Madrid a ocho personas, cinco mujeres y tres hombres de edades comprendidas entre los 20 y 40 años, como presuntos responsables de cuatro estafas mediante el sistema de 'phishing telefónico' que les reportaron más de 60.000 euros.

Según informa el Instituto Armado, las investigaciones, desarrolladas en el marco de la Operación Movibol, se iniciaron a raíz de dos denuncias de personas residentes en la provincia de Huesca que aseguraban haber sido víctimas de una estafa telefónica.

En sus denuncias, las víctimas relataban haber recibido varias llamadas de una persona que se identificaba como comercial de una compañía de telefonía y que les ofrecía unas condiciones de contrato "inmejorables", así como el regalo de un terminal móvil, del cual sólo debían abonar los supuestos costes de envío.

Los investigadores del Equipo de Delitos Telemáticos de la Guardia Civil de Huesca (EDITE) determinaron que los presuntos estafadores conseguían ganarse la confianza de sus víctimas y obtener así datos personales y bancarios, una técnica conocida como 'phishing' o engaño telefónico.

Una vez obtenidos los datos requeridos, el grupo criminal los utilizaba para dar de alta aplicaciones de envío de dinero entre particulares de forma telemática, con la finalidad de extraer de las cuentas bancarias de las víctimas el mayor dinero posible y enviarlo después a otras cuentas "intermedias" a su nombre.

Las fuentes citadas aseguran que este grupo criminal se servía de personas residentes en España con grandes necesidades económicas y sociales para utilizar sus cuentas como paso intermedio para la retirada del dinero, que en su mayor parte acababa en Perú.

Los presuntos integrantes de esta organización fueron puestos a disposición del Juzgado de Instrucción de Boltaña (Huesca), cuya titular acordó su puesta en libertad provisional con cargos por cuatro presuntos delitos de estafa.

Etiquetas