Huesca

CONSECUENCIAS DE LA COVID-19

Gimnasios y centros deportivos temen un nuevo cierre a partir del 7 de enero

Representantes del sector se han concentrado este lunes en la plaza Cervantes de Huesca

Gimnasios y centros deportivos temen un nuevo cierre a partir del 7 de enero
Gimnasios y centros deportivos temen un nuevo cierre a partir del 7 de enero
R. G.

HUESCA.- La pandemia de la Covid-19 ha supuesto un descenso de ingresos de hasta el 80 % respecto al año pasado en los gimnasios y centros deportivos de la provincia de Huesca. Representantes del sector de diferentes puntos del Alto Aragón se han concentrado este lunes  en la plaza Cervantes de la capital altoaragonesa para exigir, entre otras cuestiones, ayudas, ampliaciones y moratorias de los créditos ICO y que se les considere como un servicio esencial, con su respectiva  bajada del IVA del 21 al 10 %.

HAZ CLIC AQUÍ PARA VER UNA GALERÍA DE IMÁGENES

El paso de la Comunidad a un nivel 3 de alerta decretado por la DGA permite que estos locales vuelvan a abrir este martes sus puertas con un aforo del 30 %, un paso adelante pese al cual a estos empresarios les quedan otras muchas reivindicaciones en el tintero.

Ginés Foixench, gerente de Límite Fitness y miembro directivo de la Unión de Centros Deportivos Privados, ha explicado que los gimnasios y centros deportivos reabren sus instalaciones con “muchas ganas” y con “mucha incertidumbre” porque no saben cómo van a responder los usuarios. “Es muy complicado. Personalmente estoy llamando a todos mis clientes para ver qué intenciones tienen de volver o no. Tenemos que hacer una previsión. No puedo preparara unos costes de apertura, sacar a monitores del ERTE sin saber cuánto voy a poder ingresar! ha planteado.

En esta línea, ha confesado cierta inquietud. “Tengo miedo al 7 de enero, a que nos digan que tenemos que volver a cerrar porque entonces esto ya se convierte en un juego de abre y cierra, que no habrá quien lo pueda soportar”, ha advertido.

La concentración, que se ha llevado a cabo de forma simultánea en Huesca, Zaragoza y Teruel, ha querido reivindicar la “delicada situación” en la que se encuentran estos espacios  y el derecho a trabajar de sus empleados. Según varios estudios, ha alertado Ginés Foixench, si no se brindan estos apoyos, un 44 % de los centros de Aragón podría llegar a cerrar. 

A nivel de toda la Comunidad, ha apuntado, 6.000 trabajadores dependen del sector del fitness, “la mayoría están en ERTE, se les han terminado los contratos, han sido despedidos o el centro en el que trabajaban ha tenido que cerrar”.

Etiquetas