Huesca

CORONAVIRUS

La covid mengua todavía más el espacio del centro de salud de Perpetuo Socorro de Huesca

La DGA alquila el local de una antigua mercería anexa para habilitar allí una consulta

La covid mengua todavía más el espacio del centro de salud de Perpetuo Socorro de Huesca
La covid mengua todavía más el espacio del centro de salud de Perpetuo Socorro de Huesca
P. S.

HUESCA.- El centro de Salud del Perpetuo Socorro contará con una nueva consulta de medicina general que se está habilitando en el local de una antigua mercería anexo a las instalaciones. Esta es la respuesta que el Departamento de Sanidad del Gobierno de Aragón ha puesto sobre la mesa ante el SOS lanzado por los sanitarios que trabajan en estas instalaciones que con la pandemia parecen haber menguado todavía más.

Mónica Pascual, coordinadora médica de este centro de Salud del que dependen 16.000 pacientes que residen en los barrios de Perpetuo Socorro, Santo Domingo y San Martín y en algunas pequeñas porciones del Casco, agradece esta medida porque "algo es algo", pero revela un amplio listado de necesidades que el coronavirus ha hecho más evidentes.

"Ya estábamos fatal antes del covid y la pandemia ha acentuado todavía más lo mal que se está en el centro. Hay consultas que no tienen ventilación y no se pueden usar con pacientes, así que si antes ya había falta de espacio, ahora todavía más", advierte esta doctora.

Tanto los trabajadores de este centro sanitario como los vecinos siguen reclamando que se construya el nuevo ambulatorio, una petición que hace aguas desde hace 15 años. "Como el nuevo centro de salud no es viable en estos momentos, propusimos ampliar el centro aunque fuera con los locales de alrededor. El único viable ha sido este local pequeñito, del que solo se puede sacar una consulta. Menos da una piedra, pero estamos fatal", plantea Mónica Pascual.

Además, la necesidad de crear dos circuitos en el centro de salud, uno para pacientes covid o con sospecha del mismo, con entrada por la calle Gibraltar y otro para el resto de usuarios, con acceso desde el paseo Ramón y Cajal, ha duplicado las necesidades de espacio. Para el personal sanitario esta limitación hace "que no se trabaje bien". "El día que estamos todos no tenemos consultas para todo el personal sanitario, así que nos vamos turnando", apunta Mónica Pascual.

La DGA, por su parte, explica que se ha alquilado este local que supone un gasto mensual de unos 300 euros. Los trabajos para convertirlo en una consulta medica, apuntan, van a costar unos 15.000 euros. El objetivo de esta medida es poder ampliar el espacio del Perpetuo Socorro "para mejorar la atención a los pacientes", explican dichas fuentes, que plantean que lo que se va a ubicar allí es una nueva consulta de medicina general.

Como el espacio es tan limitado, las PCR que dependen del centro de salud del Perpetuo Socorro se llevan a cabo en el local de la antigua guardería pública del barrio que ha cedido el Ayuntamiento. Por su parte, todas las extracciones se hacen desde el verano en el Hospital Provincial, donde también se trasladaron hace ya 13 años las consultas de Pediatría, la matrona, psicología y psiquiatría. Con el paso del tiempo, ante la falta de espacios libres, se han ido quitando servicios como la sala de urgencias, la de juntas y la de pruebas funcionales, con el objetivo de ganar espacio para consultas.

Desde la Asociación del vecinos del barrio del Perpetuo Socorro su presidenta, Purificación Broto, también agradece esta pequeña ampliación pero manifiesta que a pesar de que se construya esta nueva consulta la falta de espacio persiste. La presidenta de esta entidad vecinal advierte que las necesidades de este centro de salud se hacen cada día más evidentes y reclama el nuevo ambulatorio que se prometió a los vecinos hace ya 15 años y que está previsto construir en el solar de la antigua cárcel.

"Se trata de que todos los servicios estén juntos, y no tan dispersos como ahora. Aunque se trasladan servicios todavía hay otros que no se pueden desarrollar", lamenta. Finalmente, exige un centro de salud en condiciones en el que haya seguridad tanto para pacientes como para sanitarios, y confía en que su deseo se presupueste en 2022.

Etiquetas