Huesca

CORONAVIRUS

Miguel Gracia recuerda que todavía está pendiente la industria de la nieve

El PP critica el plan por la falta de diálogo y por la carga que tienen que asumir los entes locales

Miguel Gracia critica el no de los regantes a dialogar
Miguel Gracia, presidente de la DPH
S.E.

El presidente de la DPH, Miguel Gracia, destacó tres aspectos sobre el plan de ayudas a la hostelería y turismo aprobado este martes: el esfuerzo de los funcionarios para desarrollar y gestionar estas subvenciones, el hecho de que la provincia sea un territorio que vive “mucho” de las actividades al aire libre y que todavía quedan cuestiones por resolver, como todo lo referente a la industria de la nieve.

“Aragón y Huesca en particular somos un territorio que vive del espacio, de las actividades al aire libre. La economía está sobre todo en el territorio, las empresas de deporte de aventura, de turismo verde, de turismo activo y por eso es fundamental que el tejido empresarial y social aguante en estos territorios que no dependen tanto de la agricultura y de la ganadería”, declaró.

Gracia subrayó que, pese al plan, la provincia es “consciente” de que “quedan cuestiones por resolver”. “Y en esta línea hablamos con el presidente de Aragón en todo lo referente a la industria de la nieve y todo lo que empresarialmente está asociado a ella”, afirmó.

Por otra parte, el presidente del PP en Aragón, Luis María Beamonte, urgió a la tramitación del plan de ayudas a la hostelería, pero reprochó la carga que tienen que asumir diputaciones y ayuntamientos mientras la aportación del Gobierno de Aragón procede del central.

La DGA aportará 30 millones que, como recordó Beamonte, proceden de los 141 que recibirá del Gobierno de España.

El líder del PP mostró su satisfacción por este plan y subrayó que “lo importante” es que se aceleren las convocatorias porque “solo hemos conocido pinceladas”. En este sentido criticó la falta de información por parte de los ayuntamientos.

“El Gobierno de Lambán no pone ni un euro pero exige a las entidades locales que aporten”, denunció Beamonte, que acusó a la DGA de poner en marcha políticas que “no le cuestan dinero”.

El alcalde de Zaragoza, Jorge Azcón, reconoció que ha echado en falta el diálogo en el plan de ayuda. “En la parte institucional lo recibimos sorprendidos, porque no entendemos que no haya habido diálogo”, comentó.

“Diálogo ha faltado, espero que por lo menos que las ayudas lleguen rápidamente y que lleguen a los hosteleros, que las necesitan sin ningún género de dudas”, agregó.

La portavoz del PSOE en el Ayuntamiento de Zaragoza, Lola Ranera, pidió al equipo de gobierno que aporte la parte que le corresponda, el 20 %, del plan de rescate de la hostelería.

Ranera calificó de “histórico” este plan e instó a ser “generosos” y a que el Consistorio zaragozano colabore. Sería “una pena” y “una oportunidad perdida” que el Ayuntamiento de Zaragoza, que aún no ha dado “ni un euro” en ayudas directas, no participara de este plan. 

Etiquetas