Huesca

CRISIS DEL CORONAVIRUS

La iglesia de Santo Domingo en Huesca adapta la adoración y guardia ante el Cristo yacente a la covid

El portavoz de la Archicofradía de la Vera Cruz ha indicado que no se besará ni se tocará ni habrá ningún tipo de desfile

Las fiestas del barrio Santo Domingo y San Martín de Huesca 2019 en imágenes
Interior de la iglesia de Santo Domingo y San Martín
RAFAEL GOBANTES/VERÓNICA LACASA

La iglesia de Santo Domingo y San Martín de Huesca acogerá, este viernes y sábado, la adoración y guardia ante el Cristo Yacente. Para poder realizarse, este acto tradicional de la Semana Santa oscense, que organiza la Archicofradía de la Vera Cruz, ha sido adaptado a la situación sanitaria.

La jornada de Viernes Santo suele concentrar en la capital altoaragonesa un importante número de eventos, que se desarrollan durante todo el día. A las 12.00 horas se reúnen, en la plaza de López Allué, las bandas de tambores y cornetas de todas las cofradías, para efectuar diversos toques y trasladarse a la plaza de Santo Domingo, donde esperan la llegada de los soldados romanos.

A las 14.00 horas, se celebra el Desfile de romanos y, a su llegada a la plaza de Santo Domingo, se inicia la adoración y guardia ante el Cristo yacente. Este año, solo se mantiene este último acto.

Así lo ha indicado el portavoz de la Archicofradía de la Vera Cruz, José Luis Gómez, quien ha detallado que este viernes y sábado se va a poner, en el altar mayor de la iglesia de Santo Domingo y San Martín, el Cristo yacente a adorar, como siempre, pero en esta ocasión no se besará ni se tocará ni habrá ningún tipo de desfile. "Simplemente, se montará todo lo necesario en el altar y ya las personas que lo deseen podrán pasar".

El Viernes Santo se podrá adorar al Cristo yacente de 16.30 a 21.30 horas, y el Sábado Santo, de 9.00 a 14.00 horas.

Etiquetas