Huesca

SUCESOS

Devuelven a la dueña los tres perros que atacaron a un hombre en Huesca

El abogado del agredido resalta que, según el informe veterinario, la finca no cumplía las condiciones para albergar canes potencialmente peligrosos

El ataque de los perros fue en una pista paralela a la carretera a Sariñena. En la imagen de Google Maps, proximidades de la zona.
El ataque de los perros fue en una pista paralela a la carretera a Sariñena.
S.E.

Los tres perros American Staffordshire Terrier que atacaron a comienzos de marzo a un hombre en las afueras de Huesca han vuelto con su dueña a finales de dicho mes, mientras que la instrucción judicial del caso está a la espera de que lleguen los informes del Seprona y del Ayuntamiento oscense. Sí ha llegado el informe veterinario que, según ha apuntado César Fortacín, abogado del agredido, concluye que la finca de la que se escaparon los canes "no reunía las condiciones para albergar perros potencialmente peligrosos".

La Diputación Provincial ha confirmado este martes que los tres canes fueron devueltos a su dueña a finales de marzo, una vez que el veterinario confirmó que no tenían rabia. Entre el ataque al hombre en la pista paralela a la carretera a Sariñena y su devolución a la propietario, los animales estuvieron "controlados en todo momento" en la perrera provincial, ha agregado la institución.

Al respecto, el presidente del Colegio de Veterinarios, Fernando Carrera, ha explicado que el protocolo para estos casos es comprobar si el perro que ha mordido a alguien tiene rabia o no, así como certificar si tiene todos los trámites en regla, como la cartilla de vacunación, el microchip y, en el caso de perros potencialmente peligrosos como los American Staffordshire Terrier, si están inscritos en el registro de estos animales y si el dueño tiene licencia.

En el plano judicial, el Juzgado número 3 de Primera Instancia e Instrucción de Huesca ha abierto diligencias previas por un posible delito de lesiones por imprudencia, ha confirmado este martes el Tribunal Superior de Justicia de Aragón (TSJA). El juez está esperando el informe del Seprona de la Guardia Civil "porque al parecer (los perros) se habían escapado de la finca", ha agregado esta fuente.

El ataque de los tres perros ocurrió el pasado 2 de marzo y el hombre pudo ahuyentar a los animales gracias al bastón para caminar que llevaba. "Si no me levanto, me matan. Y porque llevaba bastón", afirmó en su día la persona atacada. Las heridas fueron leves gracias a que pudo espantar a los perros con dicho bastón, pero el hombre atacado, según ha explicado este martes, todavía no ha recibido el alta médica, aunque "las heridas evolucionan y cicatrizan bien". Los perros le causaron heridas por mordedura en el cuello, la espalda, tres dedos de la mano izquierda y la pantorrilla.

César Fortacín, abogado del hombre agredido, ha detallado que el Juzgado pidió informes al Ayuntamiento, al Seprona y a la Diputación Provincial. Este último, elaborado por un veterinario, es el único que ha llegado por el momento al juzgado y afirma, según ha manifestado Fortacín, que "la finca no cumplía las condiciones para albergar perros potencialmente peligrosos (PPP)".

En este sentido, el presidente del Colegio de Veterinarios ha precisado que los PPP deben estar atados incluso en una finca y que se deben sacar a pasear con bozal (cuyas características dependen de cada perro concreto) y con una correa corta de menos de 2 de metros, dura y no extensible. Además, una persona no puede sacar a pasear a más de un perro potencialmente peligroso a la vez.

Etiquetas