Huesca

PREMIO EMPRESA HUESCA 2021

Construcciones Espías: “El primer premio es estar entre los finalistas”

Con 30 años recién cumplidos, se ha diversificado en diversos ámbitos y es constante su compromiso con la responsabilidad social corporativa

Imagen de una de las construcciones realizadas por la empresa montisonense.
Imagen de una de las construcciones realizadas por la empresa montisonense.
C.E.

“Para nosotros el primer premio es estar entre los finalistas”, confiesa Mari Carmen Espías, CEOde Construcciones Espías, tras conocer que esta compañía es una de las nominadas a los Premios Empresa Huesca 2021, cuya gala se celebra este miércoles.

Y es que, obtener esta nominación en el primer año que se presentan como candidatos “ha sido toda una sorpresa y un honor”, apunta Espías.

Con 30 años recién cumplidos en el sector de la construcción, desde la empresa tienen claro que esta nominación les servirá para “darse a conocer en otros ámbitos”, expresa la CEO, quien forma parte de la segunda generación de esta compañía, que, a pesar de que en la actualidad tiene su sede en Monzón, “su origen está en Fonz”, y realiza su actividad en las provincias de Huesca y Lérida.

Parte de la plantilla realizando la letra E de Empresa.
Parte de la plantilla realizando la letra E de Empresa.
C.E.

“Construcciones Ernesto Espías la fundó mi padre, Ernesto, quien, con 55 años de experiencia en el sector, nos ha trasladado sus principios de vocación de servicio y pasión por el trabajo bien hecho”, expresa Mari Carmen. Con el paso de los años la empresa ha logrado abarcar nuevas áreas de actividad y emprender un proceso de diversificación geográfica y sectorial, “consiguiendo ampliar nuestros servicios”, subraya.

Actualmente la empresa está sectorizada en varios ámbitos, como el agroalimentario, donde realiza granjas, mataderos, almacenes de cereal y fábricas de pienso, entre otras construcciones. En el sector industrial, según explica Espías, lleva a cabo tanto mantenimiento como obra nueva. A estos sectores hay que añadir un área de edificación de viviendas de obra nueva y reformas, obra pública y otra de espacios comerciales. “Gracias a esta sectorización hemos podido reconducir la empresa durante la pandemia, y hemos evitado realizar expedientes de regulación temporal de empleo o cierres”, subraya. En ese sentido, se destaca la gran fortuna de haber podido contar en todo momento con la totalidad de su plantilla, actualmente formada por casi 50 trabajadores.

Otro “factor clave” de esta constructora que destaca su CEO es su constante compromiso con la responsabilidad social corporativa, puesto que lo entiende como “una contribución activa y voluntaria que pretende mejorar el aspecto social, económico y ambiental no solo propio, sino de todas las empresas, haciendo frente a los compromisos legales y las obligaciones, pero nunca dejando de lado los valores éticos”. Por ello, ofrecer un producto de calidad y sostenible, generar empleo de la manera más eficaz, potenciar el aspecto profesional y humano de sus trabajadores proporcionándoles unas condiciones de trabajo dignas, minimizar los residuos y racionalizar el uso de recursos naturales son “objetivos fundamentales en esta empresa”. 

Etiquetas