Huesca

tu farmacéutico informa

El pasado día 21 de septiembre se celebró el Día Mundial del Alzhéimer

Es una enfermedad degenerativa progresiva e irreversible, que daña lentamente y destruye las células del cerebro

La causa final de la enfermedad se desconoce.
La causa final de la enfermedad se desconoce.
S. E.

Actualmente, sabemos que las alteraciones cerebrales propias de la enfermedad de Alzheimer comienzan años antes de que aparezcan los primeros síntomas.

La causa final de la enfermedad de Alzheimer se desconoce, excepto en aquellos casos en que existe un componente genético y existen antecedentes familiares de enfermedad de Alzheimer.

En esta enfermedad, dos proteínas (la beta amiloide y la tau hiperfosforilada) se depositan en el cerebro de manera precoz, incluso antes de la aparición de los primeros síntomas. Forman agregados en forma de placas y ovillos que se depositan alrededor de las neuronas, causando daño neuronal.

Podemos distinguir tres fases en la enfermedad: la primera o preclínica, en la que, el rendimiento neuropsicológico es normal, aunque existan quejas cognitivas subjetivas. Se debe tener en cuenta que las quejas cognitivas (sobre todo de memoria) son muy frecuentes en la población general y, por supuesto, no siempre indican un inicio de enfermedad de Alzheimer; también se pueden asociar al envejecimiento normal, a trastornos psiquiátricos como la ansiedad o la depresión, a enfermedades neurológicas no degenerativas como la patología cerebrovascular o el traumatismo cerebral, o a enfermedades sistémicas.

La segunda fase, es la fase prodrómica, en la que los pacientes presentan síntomas cognitivos y fallos objetivables pero sin repercusión sobre las actividades de la vida diaria.

Por último, una fase de demencia, en este punto, ya se ha producido un deterioro cognitivo progresivo que llega a repercutir en las actividades de la vida diaria y la autonomía de la persona.

La mayoría de los pacientes con demencia por enfermedad de Alzheimer presentan una forma típica de presentación, que consiste en una afectación inicial y predominante de la memoria para hechos recientes. Los pacientes se muestran repetitivos, olvidan detalles de conversaciones, pierden objetos de uso común y olvidan citas.

Esta afectación de la memoria suele asociar también problemas de orientación en tiempo. En la mayoría de las ocasiones, los pacientes no son muy conscientes de sus fallos. También suele ser frecuente en etapas iniciales, la dificultad para recordar el nombre de objetos. Con el avance de la patología, se produce un mayor empobrecimiento del lenguaje, errores al vestirse o dificultad para reconocer familiares…

La demencia por enfermedad de Alzheimer no sólo produce síntomas cognitivos, también puede manifestarse con alteraciones conductuales. Suelen ser frecuentes la apatía y la irritabilidad, la ansiedad y la depresión.

Los síntomas más habituales son:

• Deterioro cognitivo.

• Desorientación temporo-espacial.

• Dificultad para expresarse.

• Dificultad para realizar actividades de la vida cotidiana.

La edad, es el principal factor de riesgo de la enfermedad de Alzheimer.

Otros factores de riesgo son los factores de riesgo cardiovascular (hipertensión, diabetes o presentar obesidad), el sedentarismo y el menor nivel de educación.

En el momento actual no se dispone de tratamientos curativos o que ralenticen la progresión de esta enfermedad, pero sí se conocen fármacos que actúan frente a los síntomas.

Igualmente, es relevante incidir en el tratamiento no farmacológico de los pacientes. En las personas con deterioro cognitivo y demencia por enfermedad de Alzheimer leve o moderada es beneficiosa la terapia de estimulación cognitiva.

Etiquetas