Huesca

TAUROMAQUIA

La lluvia no impide una nueva clase práctica en la plaza de toros

Los asistentes pudieron disfrutar de los mejores novilleros de la Escuela Taurina Oscense

El alumno Porta Miravé este sábado durante la clase práctica realizada por la Escuela Taurina Oscense.
El alumno Porta Miravé este sábado durante la clase práctica realizada por la Escuela Taurina Oscense.
Verónica Lacasa

La lluvia que ha caído este sábado sobre la capital altoaragonesa no ha impedido que las puertas de la plaza de toros de Huesca se abrieran para que el público disfrutase de una tarde de toros de manos de la Escuela Taurina Oscense, quienes realizaron una clase práctica abierta a todos aquellos interesados con motivo de la festividad de San Isidro.

Con esta clase práctica, la cuarta promovida con este formato en los últimos meses por la escuela de la Peña Taurina Oscense, esta entidad sigue dando pasos de cara a consolidar el proyecto que inició el pasado año para proporcionar una actividad taurina estable a la ciudad.

El festejo se ha celebrado la dirección del matador de toros que está al frente de la Escuela, Ricardo Aguín “El Molinero”.

En él, dos alumnos de este centro formativo (Porta Miravé y Jorge Mallén) y otros cuatro llegados desde distintas escuelas como Tristán Barroso (E.T. Badajoz), Nabil “El Moro” (E.T. Mar de Nubes de Zaragoza), Cid de María (E.T. Guadalajara) y Borja Navarro (E.T. Valencia) han lidiado con muerte seis novillos de la prestigiosa ganadería de Herederos de Bernardino Píriz de Olivenza (Badajoz). Asimismo el novillero Javier Poley, también de la E.T. Oscense, ha lidiado el sobrero.

Esta clase práctica ha permitido constatar nuevamente el “extraordinario nivel de todos los participantes y la idoneidad de los proyectos que abanderan las escuelas en las que se están formando con gran esfuerzo por su parte, al compatibilizar sus estudios o trabajos con el aprendizaje de la tauromaquia en toda su extensión”, han apuntado desde la organización.

Etiquetas