Huesca

DÍA DE LAS FUERZAS ARMADAS

Jaca y el regimiento Galicia 64, un siglo en perfecta simbiosis

El coronel Antonio Ortiz indica que llevan tres años esperando el desfile de las Fuerzas Armadas

El coronel Antonio Ortiz es el jefe del Regimiento de Infantería “Galicia 64” de Cazadores de Montaña, de Jaca.
El coronel Antonio Ortiz es el jefe del Regimiento de Infantería “Galicia 64” de Cazadores de Montaña, de Jaca.
R.G.

El coronel Antonio Ortiz es el jefe del Regimiento de Infantería “Galicia 64” de Cazadores de Montaña, de Jaca, desde que tomó posesión en diciembre de 2021 en el acuartelamiento San Bernardo. Madrileño y casado con una maña, se encuentra “enamorado de Jaca” y conoce a la perfección el regimiento, pues estuvo al frente del Batallón Pirineos entre 2014 y 2017.

El Día de las Fuerzas Armadas en Huesca “es un momento deseado y que llevamos tres años esperando”, como dijo el jefe del regimiento, que dispone de cerca de 700 efectivos y estará presente en el desfile con una compañía -un centenar de soldados- y dos vehículos TOM (Transporte Oruga de Montaña).

“Querríamos haber tenido más protagonismo”, ha reconocido el coronel, recordando que el regimiento “era la unidad representativa de la fuerza en la provincia”. Aparte, “fuimos la única unidad que ha estado en la provincia durante la Operación Balmis, atendiendo un territorio con una geometría complicada”. “No solo es el Pirineo, que es muy extenso. La provincia llega hasta Fraga”, ha agregado.

“Volver al regimiento es un privilegio” para Antonio Ortiz, que se marca el reto de “estar en condiciones de ofrecer una disponibilidad permanente”, cumpliendo “lo que requiera el Gobierno para responder a sus intereses o los de nuestros aliados”.

“Actualmente, estamos en el buen camino. Mi predecesor -el coronel Francisco Javier Lucas de Soto- me dejó la unidad bien preparada y con un estado de operatividad muy alto. Encima, acababan de llegar del Líbano (en noviembre) y siempre es un plus venir de misión, por la experiencia que arrastras”, explicó, agregando que “la unidad está preparada para ir donde nos pidan”.

Como sus predecesores, estará dos años al frente del “Galicia 64”. Su idea es aplicar “una línea continuista” y afianzar la preparación. “Estamos implantando un estilo de mando orientado a la misión, con mucha iniciativa de los mandos subordinados con capacidad de actuar de forma más independiente, tomando decisiones, siempre orientados con el propósito de sus escalones superiores”, ha señalado.

Tras la reestructuración del Ejército, el regimiento depende del Mando de Tropas de Montaña, lo que es una oportunidad para desarrollar sus capacidades. “Aportamos las mismas que cualquier unidad operativa de infantería ligera y además, estamos especializados. Podemos operar en entornos de montaña o frío extremo. Llegamos donde otros no llegan”.

“Es bueno estar reunidos bajo un mismo mando y con una manera de pensar”, ha continuado Antonio Ortiz, asegurando “echar en falta y con el tiempo esperar recibir los apoyos al combate, que sería tener una unidad de artillería, otra de zapadores y otra de logística propias”. En todo caso, “estamos en el buen camino y es positivo recuperar una unidad específica de montaña”, ha agregado.

El “Galicia 64” es un regimiento ‘gemelo’ del “América 66”, de Pamplona, pues “cada uno tiene un batallón de Infantería”, pero el de Jaca puede presumir de la Compañía de Esquiadores-Escaladores, que reúne a unos 90 efectivos. “Es una compañía única, la más especializada en montaña, y su nivel técnico es el mayor que hay en las Fuerzas Armadas. Tiene un porvenir apasionante al poder colaborar en misiones que solo ellos pueden hacer”, ha dicho Ortiz, agregando que “la compañía está teniendo una evolución hacia labores sobre todo de obtención de información, pero también de combate en zonas de montaña complicadas”.

La trayectoria del regimiento incluye misiones en Bosnia, Kosovo, Albania, Afganistán, Líbano o Mali. Por ahora, “no hay nada previsto”, pero “el escenario puede cambiar”, dijo el jefe de la unidad, aclarando que su ciclo de preparación “es más corto”. “No rotamos entre tantas unidades, con lo que nuestro plan de disponibilidad es mayor que el de otras”.

Este pasado sábado, una compañía del “Galicia 64” regresó de Austria, donde el regimiento participó en un ejercicio con unidades austriacas, de la República Checa y Montenegro durante una iniciativa europea de países con unidades de montaña. “Aportamos una compañía, que era la más numerosa y la que llevó el papel protagonista”, ha explicado el coronel, satisfecho de “las buenas impresiones del mando austriaco sobre la capacidad operativa del personal”.

El “Galicia 64” llegó a Jaca en 1918 y desde entonces, sus lazos no han hecho más que estrecharse. “Hay una simbiosis. Jaca no sería lo mismo sin el regimiento y el regimiento no sería lo mismo sin Jaca”, ha destacado Antonio Ortiz, recordando que sus efectivos “participan en todas las actividades importantes de la ciudad”, como Semana Santa y el Primer Viernes de Mayo.

“Estamos encantados de apoyar a Jaca”, ha continuado el coronel, cuyos efectivos colaborarán en las fiestas, en junio. Además, este sábado, con motivo del Día de la Fuerzas Armadas, de 10 a 19 horas en los glacis de la Ciudadela, habrá una exposición de vehículos y material del regimiento “para que la gente nos conozca más y vea lo que podemos aportar a la sociedad”.

El origen del “Galicia 64” se remonta al Tercio de Lombardía, creado en el siglo XVI. Desde noviembre, existe en la Ciudadela una sala dedicada al regimiento. “Es un espacio apasionante y enriquecedor para el visitante”, como dijo el coronel, pues se muestran fotos del siglo que llevan en Jaca y recreaciones creadas por el fotógrafo Jordi Bru sobre sus grandes hazañas. 

Etiquetas