Huesca

HUESCA

Denuncian un comportamiento racista en un establecimiento en Huesca

El ticket dado a dos oscenses en una pizzería se refería a la mesa que ocupaban como “mesa pareja de chicas gitanas”. La empresa ha pedido disculpas

magen del ticket entregado a las dos jóvenes.
Imagen del ticket entregado a las dos jóvenes.
S. E.

Los hechos sucedieron el domingo a la hora de la cena pero fue el lunes por la noche cuando se dio a conocer a través de las redes sociales el trato discriminatorio a dos jóvenes gitanas en un establecimiento de restauración en Huesca.

La imagen difundida es la del ticket que Almudena Giménez, oscense de 26 años, y su prima Sara recibieron tras realizar su pedido en el establecimiento de Domino’s Pizza en la capital oscense. En el espacio reservado para indicar la mesa se utilizaba la expresión “mesa gitana”. Dos líneas más abajo, de nuevo, “mesa pareja de chicas gitanas”.

Cuando ya estaban a punto de abandonar el establecimiento, se dieron cuenta de lo que ponía en el ticket y “me enfadé muchísimo”, explica la joven en conversación telefónica.

Solicitaron hablar con el encargado hasta dos veces. “Finalmente salió un chico, y me dijo que me pedían disculpas”, explica Almudena, pero muy molesta con los hechos, solicitó la hoja de reclamaciones e hizo un escrito. “No me quedé conforme y lo subí a Instagram”, añade.

La joven no va a presentar denuncia, aunque “es lo que se tendría que hacer en verdad”. Al final “nos han pedido disculpas, pero lo que queremos es que no se vuelva a repetir”, demanda.

Durante la jornada de este martes, desde el grupo Alsea al que pertenece la cadena de restaurantes Domino’s Pizza, se ha emitido un comunicado en el que se disculpaban con las víctimas y con la comunidad gitana y condenaban los hechos, calificando de “inaceptable la actitud de uno de los empleados del grupo”. También informaban de que se trataba de un hecho “puntual” que no refleja los valores

de la compañía ni la dinámica de trabajo, al tiempo que han reafirmado su compromiso con la no discriminación.

Desde Fundación Secretariado Gitano (FSG), su presidenta, Sara Giménez, señala que “claramente es una actitud discriminatoria” hacia el pueblo gitano; una discriminación que  “no la hemos logrado superar. Como sociedad no hemos dado la talla en esta materia”.

Los hechos sucedidos evidencia “la falta de sensibilización” y “como las propias personas gitanas se sienten ofendidas cuando ven este tipo de hechos que son totalmente intolerables”, además de la “necesidad de formación del propio personal en este caso de la empresa que ha realizado la actitud discriminatorio”.

Desde la entidad se han puesto en contacto con las personas afectadas para llevar el caso y quieren “contactar con la empresa para poner fin a hechos de este tipo y resarcir el daño”.

Actitudes frecuentes

Cuando se le pregunta a Almudena si estas situaciones se suceden de manera frecuente, responde que sí. “Cuando entro en una tienda la dependienta no se va de donde estoy”, explica y confiesa que pasa en establecimientos de todo tipo: “Están, hasta que te vas, detrás tuyo”.

“Desde frases a hechos, cuando vas a acceder a una discoteca u otros sitios, donde la identificación gitana genera problemas de discriminación. No es tan poco habitual como a mí me gustaría”, apunta la presidenta de Secretariado Gitano.

Giménez señala además que aunque no sea un delito penal, la recién aprobada Ley para la Igualdad de Trato y la no discriminación facilita que estos hechos, no queden en “un ‘in albis’ legislativo, como sucedía antes. “Antes no tenían encaje y ahora sí tiene la fórmula de corrección administrativa”.

Etiquetas