Huesca

DE CERCA

Roberto Dieste: “Vaticiné una debacle, con cierres, pero tampoco ha sido para tanto”

"El atletismo es una pasada, educa en valores, crea amistad y genera autosuperación. Además, los atletas te dan grandes alegrías"

Roberto Dieste
Roberto Dieste
S. E.

El atleta y hostelero oscense (La Peña, 1957), entre otras actividades a las que dedica, y ha dedicado, su vida destaca la necesidad de contar con un buen equipo de trabajo para que las cosas salgan bien. Ahora, además de estar inmerso en la organización de los actos con motivo del 50º Aniversario de Atletismo Zoiti club que preside, trabaja en la creación del Instituto Europeo para el conocimiento del Holocausto y los Totalitarismos.

¿Cuál es el emoticono que define su personalidad?

—El corazón verde.

Genio y figura. ¿Se identifica?

—A veces genio, a veces figura, pero siempre intentando poner mi sello personal.

¿Es imprescindible para ‘tocar tantos palos’?

—Es muy importante saber plantear tus argumentos, debatirlos, defenderlos y saber también dar un paso atrás si es necesario.

¿La excitación que más le irrita?

—El chauvinismo o chovinismo. No todo lo nuestro es siempre lo mejor. Hay que saber aprender.

¿A quién le daría el premio nacional de gastronomía altoaragonesa?

—Hay grandísimos profesionales en la provincia de Huesca, y buenos amigos entre ellos. No debo significarme. El premio para mi suegra, que tiene un toque especial para la cocina.

Ha estado muchos años al frente del Berlín, ¿estos últimos han sido los más complicados que recuerda?

—Tras 27 años de gestión al frente del Berlín ha habido momentos difíciles y muchos más maravillosos. De los peores momentos recuerdo los inicios del negocio por el desconocimiento que tenía de la hostelería y los tiempos de la pandemia. Pero bueno, no está mal, se ha ejercitado la inteligencia, que según algún erudito es “la capacidad de adaptación ante nuevas situaciones”.

¿Cómo cree se está recuperando la hostelería oscense?

—Estoy gratamente sorprendido. Vaticiné una debacle con numerosos cierres de establecimientos pero tampoco ha sido para tanto. No obstante no lancemos las campanas al vuelo pues quedan por venir momentos duros y habrá que especializarse para salir adelante, ser los mejores en …., ofrecer buen producto y a precio razonable. Resumiendo, no quedarse en el limbo viéndolas venir y ser creativo.

La sonrisa es el lenguaje universal de las personas inteligentes. ¿Cree que sonreímos poco?

—Hay mucha mala leche en cierta gente y personas que permanentemente tienen cara de “estar oliendo a purines”. Hay que sonreír, claro que sí, pero sonrisas hipócritas y cínicas, fatal.

¿De esas sonrisas de verdad se ven muchas en el atletismo?

—El atletismo es una pasada. Educa en valores, crea amistades, te genera autosuperación. En mi caso particular como presidente de club los atletas te dan tremendas alegría con sus logros deportivos y tu como responsable global te alegras por el deportista, por sus entrenadores, por el club e incluso por sus familias, que son muy importantes en esta ecuación.

¿El atletismo ha sido un deporte que ha llevado bastante bien la pandemia en Huesca, en qué momento está?

—En mi opinión goza de muy buena salud. Algún ligero catarrillo de vez en cuando, pero, bien. Creo que tenemos unos buenos números en la relación base-“elite” y un alto número de practicantes de atletismo a través de nuestras actividades de Atletismo Divertido, Escuela Municipal, Grupos de tecnificación y atletas federados.

Por cierto, ¿de dónde viene esa gran apuesta por el atletismo?

—Comencé en el mundo del atletismo de forma curiosa. Empecé a salir de novios con mi actual esposa, Luisa López, que era atleta. Por aquello de estar más tiempo juntos inicié mi periplo en ese mundo atlético. Primero como atleta y posteriormente como directivo y juez toda vez que no tenía un futuro muy prometedor como competidor.

¿La hipocresía cotiza al alza o a la baja?

—Cada día cotiza más al alza, creo. Y es una gran pena.

¿Poderoso caballero es don dinero?

—Sí, es muy poderoso, pero no lo es todo. La ilusión y la dedicación juegan también, pero evidentemente con perricas chufletes. Los recursos económicos son los principales quebraderos de cabeza de los clubes modestos y de los deportes modestos ya que somos los pobres de la familia y las ayudas económicas nos llegan con cuentagotas.

¿Digital o analógico?

—Digital, siempre a lo último que sale.

¿Orgullo altoaragonés y/o cosmopolitismo planetario?

—Orgullo altoaragonés pero sin caer en patrioterismo. Quitándose las gafas de color y mirando y aprendiendo de todos lados.

¿Quién es para usted un galáctico en su admiración?

—Los padres y madres que se dejan la piel por sacar adelante a sus hijos en tiempos tan convulsos como los actuales en los aspectos educativos, económicos y familiares. Chapeau para ellos.

¿Qué es lo que le gusta exprimir hasta la saciedad?

—La familia y la amistad.

¿Tiene algo pendiente por hacer?

—Con unos buenos amigos estoy inmerso en un proyecto emocionante: el Instituto Europeo para el conocimiento del Holocausto y los Totalitarismos (www.iecht.org) con el objetivo de desarrollar acciones educativas, culturales y sociales encaminadas a alertar y denunciar el desarrollo de toda forma totalitaria actual y futura y difundir el conocimiento histórico que su implantación ha producido entre las nuevas generaciones.

Etiquetas