Huesca
LA MAGIA DEL TERRITORIO

La magia de la Navidad en Huesca

Varios pueblos de la provincia montan belenes durante unas fechas en las que hay tradiciones como la tronca y gastronomía típica de estos días.

Belén de Alcolea de Cinca.
Belén de Alcolea de Cinca.
Huesca La Magia

Diciembre es sinónimo de Navidad y, con ella, llegan a la provincia de Huesca múltiples tradiciones propias de estas fechas. Una de ellas es la ruta belenista que se puede hacer por diversos municipios oscenses, que montan belenes en su casco urbano.

Ruta de belenes

La ruta de los belenes oscenses comienza en Alcolea de Cinca, lugar en el que la Cofradía del Santo Cristo expone uno de 100 metros cuadrados. Las figuras proceden de los talleres de imaginería religiosa de Olot. Seguidamente, se puede visitar el de Barbastro. En él hay figuras en movimiento, río, montañas de leña con musgo natural, inspirando los de la infancia. Por su parte, Binaced ofrece el belén de Alfredo Citoler y el viviente, que también está en Estadilla y Fraga.

La Colegiata de San Pedro Apóstol de Bolea es el escenario de un nacimiento que cuenta con 300 figuras y efectos especiales de luz, sonido y niebla en el río, que hacen las delicias de los visitantes. En Esplús se sigue construyendo de forma artesanal, innovando y perfeccionando las técnicas constructivas, todas las edificaciones y monumentos históricos de relevancia de la época y adornando las recreaciones con ambientes propios de la vida cotidiana.

En Graus todo el belén está hecho a mano, al igual que están pintadas a mano las 400 figuras del de Lagunarrota. Declarado de Interés Turístico Regional, se encuentra el de Monzón mientras que en Peralta de la Sal se pueden visitar varios. No se puede dejar de ver el belén Pomar de Cinca, de estilo montañés por los materiales utilizados. También hay belenes en Sena, Tamarite, Torreciudad, Alcalá de Gurrea, Benabarre, Jaca y San Juan de Flumen.

Más tradiciones navideñas

La Navidad es mucho más que el Belén en la provincia de Huesca. Una de las tradiciones más arraigadas durante estas fechas es la tronca. En la zona occidental, el ritual consiste en bendecir la tronca y dejar que ésta se queme; mientras, en la zona oriental, Somontano y Cinca Medio, los niños también hacen cagar a la tronca. Esta tradición consiste en que le dan al tronco con un palo mientras cantan una canción para que les dé regalos.

Platos típicos

El cardo no puede faltar en las mesas oscenses durante la Navidad. En Graus, donde toman pastillo de postre, lo comen con bacalao, al igual que en Fonz. Por su parte, en la comarca del Somontano y en El Grado se sirve con salsa de almendras. Otras recetas típicas son las empanadillas de cabello de ángel en Valfarta, los empanadones de calabaza y los dobladillos en Alcalá del Obispo, el panillet en La Puebla de Casto, las chiretas en Arcusa y los tripligates en Biescas.

REALIZADO POR BLUEMEDIA STUDIO
Este contenido ha sido elaborado por BLUEMEDIA STUDIO, unidad Branded Content de Henneo.

Etiquetas