Huesca

SANIDAD

Las listas de larga espera quirúrgica en la provincia se acercan a cifras precovid

Noviembre acabó con 144 pacientes con demoras superiores al medio año y solo dos especialidades superan los 100 días de media para ser operado

Foto del Hospital San Jorge de Huesca, que en noviembre comenzó a operar los sábados.
Foto del Hospital San Jorge de Huesca, que en noviembre comenzó a operar los sábados.
Pablo Segura

El número de pacientes en larga espera quirúrgica mejoró notablemente el pasado mes de noviembre, con 144 altoaragoneses con demoras de medio año o superiores, y se acerca a las cifras que había antes de la pandemia de coronavirus.

A tenor de los datos del Departamento de Sanidad del Gobierno de Aragón, y aunque siguen bastante por encima de las cifras de antes de la epidemia, también se reduce la demora media de los pacientes incluidos en las listas de espera (número de días que pasan hasta que se realiza la operación), que se habían disparado durante la pandemia.

El total de pacientes en larga espera quirúrgica se redujo en noviembre en 204 personas respecto al mes anterior (un 58,6 por ciento menos) y en 444 en comparación con un año antes (un 75,5 por ciento menos).

Los 144 pacientes en larga espera quirúrgica según los datos del Departamento de Sanidad están muy cerca de los 114 que había en febrero de 2020, justo antes de que estallara la pandemia de covid, que ha tenido un efecto devastador, entre otras muchas cosas, en el tiempo para pasar por quirófano. Además, la cifra de noviembre es la más baja, y con diferencia, desde que comenzó la epidemia.

Cabe recordar que tras la primera ola de covid la situación de las listas de espera empeoró hasta un máximo de 816 pacientes con demoras superiores al medio año en agosto de 2020.

Volviendo a noviembre de 2022 -último dato disponible- y por hospitales y especialidades, los 144 altoaragoneses con esperas de seis meses o más se reparten así: 83 en el Hospital Universitario San Jorge de Huesca (38 en Cirugía general y de digestivo, 19 en Traumatología, 11 tanto en Oftalmología como en Angiología/Cirugía vascular, 3 en Otorrinolaringología y 1 en Ginecología); 40 en el Hospital de Barbastro (31 en Otorrinolaringología, 7 en Traumatología y 2 en Cirugía general y de digestivo) y 21 en el Hospital del Bajo Cinca, en Fraga (12 en Oftalmología, 8 en Traumatología y 1 en Ginecología). El Hospital de Jaca, por su parte, no tiene ninguna operación pendiente con esperas de más de 6 meses.

Y en cuanto a demoras medias (es decir, el número de días que aguarda cada paciente para ser operado), en noviembre solo había dos especialidades por encima de los 100 días (Otorrinolaringología de Barbastro, con 352, y Traumatología, de Fraga, con 142). Un mes antes, en octubre, eran 6 las áreas con demoras medias superiores al centenar de días.

En el otro extremo, en noviembre se contaban 3 especialidades con demoras medias inferiores a los 30 días (Urología en Jaca y Fraga, ambas con 29, y Dermatología de Barbastro, con 28). En octubre ninguna especialidad tenía esperas de menos de un mes.

Fue en noviembre cuando se puso en marcha un plan para reducir las listas de espera y, por ejemplo, el San Jorge empezó a realizar operaciones programadas los sábados. El número de intervenciones en noviembre en la provincia (1.171) es el más alto desde que comenzó la pandemia y también refleja el atasco que ha habido durante este tiempo, ya que el 28,8 % de las operaciones hechas en noviembre afrontaban demoras superiores al medio año.

Etiquetas