Opinión

Quiero seguir siendo ciudadana de Huesca

Por
  • ANDREA CEBOLLERO ALAGÓN
OPINIÓNACTUALIZADA 06/08/2019 A LAS 02:00

Hoy es un día triste, una lengua está siendo desterrada y pocos se preocupan por hacer algo, aunque es cierto que todo empezó hace tiempo. Estos últimos días no dejan de salir noticias de que el PP quiere quitar los carteles que visualizan una realidad lingüística diferente a la del español, le estoy hablando de los carteles de "Uesca ziudat bilingüe" por catalogarlos de motivo de vergüenza para los oscenses y no estar basados en criterios lingüísticos y sociales. Además de todo esto, pretenden derogar la declaración de "zona predominante del uso del aragonés" en el que está incluida nuestra ciudad. Déjeme que le informe, querido lector, que la pérdida de una lengua no trae solo eso, sino que deriva en consecuencias mayores y es que el simple hecho de que un cartel refleje que existe el aragonés despierta el aprendizaje en más de uno y ayuda a darle luz a esta realidad lingüística diferente a la conocida para muchos.

Con esta carta sólo pido ayuda, como oscense y como estudiante de filología de la Universidad de Zaragoza, y es que de la misma forma que pretendemos conservar animales en peligro de extinción, hagamos lo mismo con las lenguas y dejemos de establecer clasificaciones imaginarias considerando unas mejores que otras. El aragonés nos necesita y no va a permitir que sigamos tirando piedras sobre nuestro propio tejado. Dejemos de politizar la lengua y apostemos por su conservación.

Yo soy aragonesa, vivo en Uesca, lo tengo claro. ¿Y usted?

Etiquetas