Opinión

Sobre la Comisión del Pacto de Toledo

Por
  • JOSÉ ANTONIO PUÉRTOLAS PUÉRTOLAS (DE LA PLATAFORMA OSCENSE POR LA DEFENSA DE LAS PENSIONES PÚBLICAS)
OPINIÓNACTUALIZADA 08/08/2019 A LAS 02:00

Toda la prensa anunciaba el 29 de julio que la señora Josefa Andrés Barea será la nueva presidenta de la Comisión del Pacto de Toledo y que declara tener 174.047 euros en planes de pensiones privados y 273.296 euros en fondos de inversión.

Tenemos la impresión de que toman a las personas pensionistas como lerdas o con pocas luces. ¿Para qué tanta prisa en crear las comisiones parlamentarias si no ha sabido formar un Gobierno en casi 90 días ¿Por qué no ponen sus energías en llegar a un Gobierno de progreso en vez de jugar al parlamentarismo estéril con un mes por delante de vacaciones Siempre hemos estado y seguiremos estando contra la Comisión del Pacto de Toledo, y ahora con más fuerza. Porque quien siembra miseria, recoge rabia.

Dicha Comisión se creó con el objetivo de ir desmantelando, poco a poco, el Sistema Público de Pensiones, introduciendo los planes de pensiones privados como complemento de la "insuficiente" pensión pública que los distintos Gobiernos han mermado. Una Comisión obscurantista porque no se conocen las posiciones de los partidos políticos en los debates para dar sostenibilidad al Sistema Público de Pensiones. Es tan ineficaz que ni supo detectar la discriminatoria aplicación de la pensión a la contratación parcial: tuvo que ser el Tribunal Europeo de Derechos Humanos quien se lo dijera. Es tan inútil que, cuando el Gobierno de turno decidió no cumplir el Pacto de Toledo, no lo cumplió.

No queremos un nuevo Pacto de Toledo con esos mimbres. Queremos una Ley de Pensiones de la Seguridad Social en la que se consolide un sistema de reparto universal, solidario entre generaciones y comunidades, con unas cuantías para que se pueda vivir dignamente y garantista en sus prestaciones y revalorizaciones.

Señoras y señores diputados, señoras y señores del Gobierno en funciones: no nos mientan. No nos valen promesas engañosas: decir que garantizan por un lado la subida de las pensiones al IPC y por otro lado decir que rebajan sus cuantías con el factor de sostenibilidad introducido ya por Zapatero en 2011. Decir que defienden el sistema público de pensiones y en Europa no se oponen al reglamento del producto de pensiones individuales. No derogan las reformas laborales que nos han llevado a esta situación y prometen un nuevo Estatuto de los/las Trabajadores y Trabajadoras para no se sabe cuándo. Dicen que quieren consolidar el Estado del Bienestar y venden lo público: la sanidad, la educación, las viviendas de protección oficial, los cuidados de la ley de dependencia y las pensiones a las grandes corporaciones del IBEX 35. Sólo les preocupan sus cuotas de poder y bienestar, y ya les avisamos, desde la Plataforma Oscense por la Defensa de las Pensiones Públicas Junto con nuestra Coordinadora Estatal COESPE que haremos lo imposible para que las cosas cambien.

Etiquetas