Opinión

Fernando Alonso-Lej de las Casas, cirujano cardio-torácico aragonés creador del sistema MIR en España

Por
  • FERNANDO UCELAY AlONSO-LEJ (SOBRINO DEL DOCTOR FERNANDO ALONSO-LEJ)
OPINIÓNACTUALIZADA 15/08/2019 A LAS 02:00

Al repasar las distintas hemerotecas, incluidas las digitales, observo con sorpresa que, históricamente, varios médicos españoles -todos ellos de de incuestionable categoría profesional- y desde distintos puntos de nuestra geografía, se han atribuido de forma más o menos velada la creación en España del Sistema MIR (Médicos Internos y Residentes).

Pero lo cierto es que un cirujano cardio-torácico aragonés, Fernando Alonso-Lej de las Casas, es quien detenta incuestionablemente la paternidad en España del Sistema MIR, siendo dicho médico su creador e ideólogo.

Así, ya que estamos hablando sin género de duda alguno de un punto de inflexión en la Sanidad Española, tal vez del avance cualitativo más determinante conseguido en España en el terreno de la educación médica, en concreto de la formación médica especializada, es necesario trasladar sin demora, de forma inequívoca, esta información, a mi humilde entender motivo de orgullo para todos y cada uno de los ciudadanos de Aragón.

De este modo, permítame hacer una breve sinopsis de la trayectoria profesional del doctor Alonso-Lej y de su enlace con la creación y nacimiento de la Formación MIR en España.

Fernando Alonso-Lej cursó la carrera de Medicina en la Universidad de Zaragoza, terminando la misma en 1951 con la calificación de premio extraordinario número 1.

Habiendo fallecido su padre, también médico, cuando Fernando tenía solo 9 años de edad, su sueño era ser cirujano, mas en aquella época, si no contabas con un fuerte respaldo del que él carecía, sus aspiraciones deberían haber sido necesariamente menores (becario, ayudante, asistente, etcétera), por lo que su única alternativa, en aras de convertir su sueño en realidad, estribaba en emigrar a USA.

De esta forma, sin saber una palabra de Inglés, viajó a USA, donde cursó completa formación en cirugía general (sistema piramidal ) y en cirugía torácica y cardiovascular (1951-1960), obteniendo los "boards" americanos en ambas especialidades y siendo el primer extranjero que llegó a ser Jefe de Residentes en un hospital universitario de USA (University of Maryland Hospital, Baltimore).

Posteriormente recibió la Medalla de Honor de los EE.UU., siendo biografiado en "Who"s who in the World" ("Quién es quién en el Mundo").

Tras 11 años en USA, su ilusión por trasladar a España sus amplios conocimientos en Cirugía Cardíaca y, quizá más importante, el deseo imperioso de poder crear una formación para postgraduados semejante a la de USA, le decidieron a retornar a su país.

Así lo hizo efectivamente, obteniendo por oposición en 1962, por concurso-oposición, la plaza de Jefe de Servicio en Cirugía Cardio-Torácica en el Hospital General de Asturias (HGA).

Ya establecido en el HGA, trasladó a su gerente, Dr. Soler Durall, su inquietud y decidido ánimo en crear e implantar un programa de formación de postgraduados en dicho hospital, participando el Dr. Soler de dicho entusiasmo hasta tal punto, que consiguió que el programa MIR se materializase en una espléndida realidad.

De este modo, el Dr. Alonso-Lej, en su cualidad de Presidente de la Comisión de Residentes y Enseñanza del HGA, elaboró un protocolo completo, con sus manuales correspondientes destinados a la formación de postgraduados, comenzando con un primer año de rotación por las especialidades básicas (médicos internos) que serviría para elegir, con conocimiento de causa, su futura especialidad de forma vocacional (médicos residentes).

Básicamente, la Formación MIR se cimentaba en la fórmula " Responsabilidad creciente/Supervisión decreciente ", procediéndose a la selección de los solicitantes en función de su Currículum Vitae (méritos académicos) y tras una entrevista personal (méritos humanos y culturales).

El programa comenzó a funcionar en España en 1963, bautizándose como Formación MIR (el Dr. Alonso-Lej lo llamó de esta forma -Médicos Internos y Residentes-, en virtud de que la traducción del sistema operativo en USA, "Programas para Médicos Postgraduados" le pareció excesivamente larga), saliendo la primera promoción de médicos internos del Hospital General de Asturias en el año 1963-1964.

Por otro lado y ya en los años 70, el profesor Segovia de Arana, con mérito innegable, implantó la formación MIR en el hospital Puerta de Hierro de Madrid, (el Dr. Alonso-Lej facilitó al Dr. Rojo, encargado de la enseñanza en dicho hospital, todos los manuales del programa MIR utilizados en su creación e implantación en el Hospital General de Asturias) teniendo la visión y habilidad para exportar durante dicha década el sistema formativo MIR a los hospitales de la Seguridad Social de toda España.

El Dr. Alonso-Lej volvió posteriormente a su "patria chica", Aragón, donde fue Jefe de Cirugía Torácica y Cardiovascular del Hospital Miguel Servet, de Zaragoza, desde 1975 a 1998.

Para finalizar, debo resaltar que el pensamiento y motivación del Dr. Alonso-Lej cuando volvió de USA, no era otro que poder evitar que los médicos españoles tuvieran que emigrar de España para aprender una especialidad, motivo por el que creó e impulsó el sistema de Formación MIR, proyecto que en buena parte gracias a él, es una realidad tangible desde hace casi 50 años.

España ocupa actualmente el tercer lugar en el ranking de los mejores sistemas de salud del mundo. Es de justicia admitir y reconocer, más si cabe en Aragón, que en gran medida esta privilegiada posición se la debemos al Dr. Fernando Alonso-Lej, cirujano aragonés nacido en Zaragoza.

Etiquetas