Opinión

Concienciar, vigilar y sancionar

Por
  • PASCUAL ASCASO
OPINIÓNACTUALIZADA 12/01/2020 A LAS 01:00

Concienciar, vigilar y sancionar debe ser el camino a seguir con rigurosidad y constancia, para lograr que la ciudad muestre su cara más amable.

Daré algunas razones para justificar lo que digo: -Desde que se prohibió fumar dentro de los establecimientos públicos, las entradas de algunos bares se han convertido en el fumadero tertuliano y la acera o calzada pública, frente al bar, en el cenicero o colillero comunitario ¿Tanto cuesta que en esa antesala del bar se coloque un cenicero y las colillas se depositen en él en vez de lanzarlas a la calle Como los fumadores son muchos las colillas acumuladas también son muchas y la imagen es francamente desagradable.

-Los aseos del parque Universidad están cerrados a cal y canto hace más de medio año, con un cartel pegado en ambas puertas que dice, "temporalmente fuera de servicio, rogamos disculpas". La cantidad de niños que se juntan en la zona de juegos es grande y los más pequeños tienen que hacer pis en cualquier lugar porque los aseos están cerrados y el hacer pis les apremia. ¿Cuándo se abrirán para evitar convertir en rutina el hacer pis donde no se debe -Heces de perro las hay por doquier, porque hay muchos dueños a los que les resulta más cómodo dejarlas que recogerlas a sabiendas de que no ocurre nada.

-El parque Universidad para los perros es más bien un canódromo, porque son muchos los canes, grandes y pequeños, los que van sueltos y por todas las zonas verdes del mismo. Las normas establecidas no las cumplen muchos de sus dueños, sabiendo que la vigilancia es poca o nula y por lo tanto todo el campo es orégano.

-Plátanos hay en el paseo Lucas Mallada que es posible que no hayan sido podados hace años y por lo tanto son muchas las ramas secas que van cayendo ensuciando y siendo un peligro para el viandante.

-Las pintadas en cualquier lugar lejos de disminuir aumentan, sin que nada o muy poco se haga, que yo sepa, para evitarlo.

-El Isuela canalizado no se limpia y la suciedad acumulada es mucha, ofreciendo una imagen muy poco gratificante además de ser un foco de contaminación importante.

-Los baches de las calzadas arreglados "ayer", se están convirtiendo en socavones peligrosos y rompecoches, "hoy". ¿Por qué se hacen las cosas de manera que duren mientras cobro ".

-Estamos en el tiempo idóneo para plantar. ¿Dejaremos de ver por fin alcorques vacíos -¿Se quitará algún día la chatarra que un día fueron bonitos focos luminosos en la parte norte de la muralla incluyendo el torreón -La fuente-surtidor de la plaza Carmelitas sigue siendo un residuo. Lo que antes embelleció hoy afea y avergüenza.

-Estas y otras muchas cosas más harían más atractiva y acogedora la ciudad. ¿No les parece

Etiquetas