Opinión

Recetas naranjas para salvar al turismo, la hostelería y el comercio de la crisis

Por
  • SARA GIMÉNEZ (DIPUTADA DE CIUDADANOS)
OPINIÓNACTUALIZADA 21/02/2021 A LAS 01:00

C UANDO reflexionamos sobre esta terrible pandemia, se nos encoge el corazón al pensar en el número de fallecidos. Cuando se produjo el confinamiento, muchos pensaron que las restricciones serían de carácter excepcional y temporal, lo que llevó a que las medidas económicas que las acompañaron también fueron diseñadas para una crisis muy intensa pero también de muy corta duración.

El primer problema que se pretendía evitar era que una situación de repentina falta de liquidez en la economía llevara a la insolvencia a miles de empresas. Así se aprobaron medidas encaminadas a facilitar la liquidez, como moratorias en el pago de impuestos o facilidades de crédito como los 2.500 millones de euros en créditos ICO para empresas afectadas impulsados por Ciudadanos.

El otro problema que se quería evitar fue una destrucción masiva de empleo. Como es conocido, los ERTE, también pedidos y apoyados por Ciudadanos, han tenido un papel clave para el sostenimiento del empleo en los sectores más afectados.

Transcurrido casi un año, la pandemia no solo no ha remitido, sino que por desgracia sabemos que todavía quedan muchos meses por delante. Vemos cómo las medidas adoptadas son insuficientes y muchas familias tienen un grave problema de endeudamiento, no llegan a final de mes y la pobreza aumenta sin parar. En sectores como el turismo y la hostelería, hace tiempo que la crisis dejó de ser un problema de liquidez para ser un grave problema de solvencia, y medidas como las moratorias se vuelven insuficientes cuando no hay recuperación de la actividad a la vista.

Escuchar a responsables de bares, restaurantes, hoteles, agencias de viajes, a todo el sector del esquí, todos ellos desolados, nos hace tener claro que es vital dar una solución urgente si queremos garantizar su supervivencia. La inacción del Gobierno español pone en riesgo el liderazgo del sector turístico y hostelero español y la competitividad internacional de uno de los sectores más competitivos y profesionalizados de nuestra economía, del que forman parte 1 de cada 10 empresas españolas y que sostiene más de 3 millones de puestos de trabajo. Sólo en Aragón, más de 65.000 personas y sus familias viven del turismo y la hostelería.

Siendo conscientes de esta realidad, desde Ciudadanos hemos propuesto a nivel nacional un Plan de Reactivación del Turismo, la Hostelería y el Comercio, dotado con 20.000 millones de euros para financiar ayudas directas para los negocios que han tenido que suspender su actividad o que han visto caer sus ingresos durante esta crisis sanitaria. También hemos exigido un IVA reducido del 4% para estas actividades durante todo el año 2021. Además, como ya desde Ciudadanos hemos logrado poner en marcha en algunas comunidades, hemos propuesto la creación de un Bono Turístico que se pueda canjear por estancias en alojamientos o servicios turísticos en destinos dentro de España. Desde Aragón, además de defender estas iniciativas, también hemos propuesto medidas para ayudar a sectores concretos que peor lo están pasando en nuestra comunidad, como un plan de choque para el sector de la nieve.

Nos encontramos en un momento en el que la talla política se tiene que medir por la ambición y capacidad de reacción. Por eso mismos, desde Ciudadanos vamos a seguir trabajando sin parar para que ni el Gobierno de España ni el Gobierno de Aragón no deje colgadas a nuestra hostelería, nuestro comercio y turismo, ni tampoco a todas las personas y familias cuya vida depende de los mismos.

Etiquetas