Opinión

EDITORIAL

Huesca, destino turístico

Por
  • Diario del Altoaragón
OPINIÓNACTUALIZADA 24/09/2021 A LAS 00:05
Turistas en la Catedral de Huesca
Turistas en la Catedral de Huesca
Pablo Segura

Huesca ha lanzado el primer plan turístico en años, un Plan de Sostenibilidad Turística, con el que no solo aspira a ser la puerta de entrada al Pirineo sino a convertirse en un destino de interior en sí mismo. ¡Por fin! un proyecto integral que así, sobre el papel, es una buena idea. El turismo en la capital es una de las eternas asignaturas pendientes que gobierno tras gobierno no han acabado de resolver.

Solo que ahora hay que convencer a Europa y será a principios de año cuando se conozca si se puede poner en marcha un proyecto que conlleva una inversión estimada de 2,7 millones euros. El plan del Ayuntamiento incluye 17 actuaciones en cuatro ejes: transición verde, competitividad con la mejora de elementos patrimoniales, transición digital y eficiencia energética. Todo esto se traduce en acciones concretas como la restauración de la Muralla de Huesca o el Círculo Oscense, la creación de residencias artísticas, o la intervención, tan reclamada, en el camino hacia el CDAN. Será el momento de poner en valor elementos que proyecten una imagen de ciudad sostenible, que ganará cuando se complete la ruta de 50 kilómetros que una todas las albercas del entorno. Una especie de cinturón verde.

En un verano en el que se han programado visitas singulares, han llegado más turistas y se han sorprendido de la riqueza patrimonial de la capital, donde se encuentra San Pedro el Viejo, con sus claustros y su panteón real; con historias curiosas como la de Petronila de Aragón o leyendas como la Campana de Huesca, pero donde se han puesto poco en valor ilustres como Lucas Mallada, del que se cumple el centenario de su fallecimiento. Aún queda mucha ciudad por descubrir y este plan ha de ser un antes y un después.

 

Etiquetas