Sociedad

LA ENTREVISTA

Miky Alonso: "Abogo y hago apología del uso de la tijera y la barra de pegamento"

El artista plástico expone su obra en el Ayuntamiento de Aínsa hasta el día 31 de agosto

Miky Alonso: "Abogo y hago apología del uso de la tijera y la barra de pegamento"
Miky Alonso: "Abogo y hago apología del uso de la tijera y la barra de pegamento"
S.E.

HUESCA.- El artista plástico Miky Alonso recibió formación informática durante sus estudios. "Yo abogo y hago apología del uso de la tijera y la barra de pegamento para hacer collages", dice, mordaz, a pesar de las dosis de nuevas tecnologías recibidas en sus años de estudio, el autor de la exposición Un hombre analógico en un mundo digital.

Esta obra, que recopila sus obras desde la década de 1990 e incluye cinco piezas elaboradas durante este año, no tiene un hilo conductor. Sin embargo, una atmósfera pretérita envuelve la Sala de Exposiciones del Ayuntamiento de Aínsa, donde residirán sus trabajos hasta el próximo día 31 de agosto.

Su difusa y abstracta crítica social no se observa a simple vista -a excepción del título de la colección-, pero a través del collage, el humor y la sátira dibuja una gruesa línea de protesta contra el mundo tecnológico del siglo XXI.

"El título nos indica que la tecnología se nos está comiendo. Está claro que ahora mismo estamos muy comunicados, pero a la vez estamos incomunicados", expresa quejoso Miky. Aunque también aprecia el lado positivo de la tecnología, con la que "algunos artistas que diseñan únicamente digitalmente", él no quiere trabajar fuera de la artesanía que caracteriza -o caracterizaba- al arte del collage.

Además, el artista se muestra reticente a los avances tecnológicos, ya que, según él, han costado puestos de trabajo. "Soy escultor de profesión, y hace años nosotros hacíamos modelos para joyería y otros trabajos pequeñitos. Ahora los están haciendo impresoras de tres dimensiones", afirma.

"Los artistas hablamos de nosotros, de lo que nos ocurre. Pero eso sí, y quiero que lo subrayes, siempre desde el sentido del humor y bajo un tono irónico y crítico", explica el escultor. El ingenio de Un hombre analógico en un mundo digital es absolutamente palpable en los títulos de las obras, de los que el autor destaca la escultura Es una mierda ser el hermano mediano.

"Hablo de religión, de las relaciones sociales, del mundo que nos rodea y ha tocado vivir; y también hago una crítica en un par de obras a la televisión, a cómo nos tiene abducidos", resume Miky Alonso.

Etiquetas