Sociedad

LA ENTREVISTA

Pablo Moreno Prieto: "El poeta consigue reproducir música sin instrumentos"

El sevillano presenta "La búsqueda y la espera" en las Jornadas Humanísticas de El Grado

Pablo Moreno Prieto: "El poeta consigue reproducir música sin instrumentos"
Pablo Moreno Prieto: "El poeta consigue reproducir música sin instrumentos"
P.D.C.

EL GRADO.- El poeta sevillano Pablo Moreno Prieto, representante del Grupo Númenor, presentó una breve antología de sus poemas -algunos de ellos inéditos- titulada La búsqueda y la espera, en el marco de las XXVIII Jornadas Humanísticas que se celebran en El Grado.

La lectura de poemas tuvo lugar entre los arcos del claustro de la Virgen de la Peña de Graus y fue acompañada de comentarios del escritor, cuyas palabras enseñaron a mirar el mundo con los ojos de un poeta y con las inquietudes de un niño. "La vida es demasiado corta para vivirla aceleradamente y aquellos que se paran a ver el mundo, son los que realmente contemplan su belleza".

Moreno reconoce que sus poemas recorren sus tres vocaciones personales: su familia, la enseñanza y la creación poética. "Tener una antología es una faena. El artista siempre convive con cierta frustración, porque ve que algo ha quedado concluido, y si piensa que está todo bien hecho y acabado no se ha enterado de nada. Presentar esta antología supone para mí cerrar un ciclo porque acudí a estas Jornadas hace más de 20 años de la mano de mi admirado poeta Fidel Villegas".

Moreno publicó su primer libro en 1999 y desde entonces no ha dejado de crecer como escritor. "El mundo nos desborda, pero la misión de los poetas es señalar lo que los demás deben mirar. Un buen poeta es el que sabe desechar". Para completar esta idea cita a dos autores contemporáneos, "José Mateos dice que la poesía es lo que no se puede decir de otra forma" y "el portugués Nuño Júdice que la poesía es una herramienta para ver mejor el mundo".

Para Moreno, "el poeta consigue reproducir música sin instrumentos. La inspiración es el detonante, la chispa, pero el verdadero trabajo viene después porque la inspiración solo es el 10 por ciento, el resto es el trabajo de pulirlo".

Entre sus poetas más admirados destacan a Miguel D"Ors, Eloy Sánchez Rosillo, Jaime Gil de Biedma, Claudio Rodríguez, José Julio Cabanillas, Rafael Adolfo Téllez. Apuntó que el sendero hacia los clásicos debía hacerse primero con la Generación del 50, después Cernuda, al que considera fundamental, y la Generación del 27. Entre los extranjeros actuales cita a los polacos Adam Zagajewski, premio Princesa de Asturias de las Letras, y a Wislawa Szymborska.

Etiquetas