Sociedad

SOLIDARIDAD

"El alzhéimer se vive en muchos casos en silencio"

Los artistas de la exposición Arte para el Recuerdo destacan la necesidad de hacer visible la enfermedad y apoyar a la asociación

"El alzhéimer se vive en muchos casos en silencio"
"El alzhéimer se vive en muchos casos en silencio"
R.G.

HUESCA.- A Santiago Arranz trabajar con la memoria le sensibiliza especialmente hacia el sufrimiento que genera la Enfermedad de Alzhéimer en los pacientes y sus familiares. Precisamente, sus obras son el resultado de una combinación de recuerdos. "Puedo imaginarme este dolor, cuando ya no somos ni nos encontramos. Cuando se quiebra uno de los esquemas básicos de nuestra vida, el de buscar y ser, y nuestro tiempo termina en una acción, que todavía no es la muerte, me pone muy triste".

Santiago Arranz es uno de los 48 artistas que participan en la cuarta edición de la exposición Arte para el Recuerdo, organizada por DIARIO DEL ALTOARAGÓN y la Asociación Alzhéimer Huesca a la que se destinará toda la recaudación que genere la venta de las obras.

"Esta enfermedad conlleva una profunda desorientación vital tanto en pacientes como en cuidadores que hay que visibilizar concienciando a la sociedad con iniciativas como esta exposición", añade Santiago Arranz.

Naturaleza del olvido es el título de la obra donada por el artista serrablés. "En ella vemos un pájaro que renace cada primavera, tras el deshielo, renovando naturaleza y memoria en este carrusel de transformaciones que es la vida. Un canto a la esperanza", explica.

Teresa Abad siempre está ahí cuando se llama a su puerta con una causa solidaria. "Formamos parte de una red. Nadie es una isla. Nos apoyamos, ayudamos y en el camino nos enriquecemos. Quién sabe qué enfermedad nos aguarda a la vuelta de la esquina. Es necesaria la visibilidad de la enfermedad, y también del arte como bien social".

Su aportación "habla del recuerdo de un ser querido, es memoria fósil, queda en forma de cuadro para el recuerdo", explica.

Santiago Fernández está plenamente convencido "de formar parte de un impulso colectivo, desinteresado, solidario y económicamente efectivo dirigido, exclusivamente, a intentar mejorar la desconcertante situación en la que acaba convirtiéndose tanto el cuerpo como la mente y el entorno de las personas afectadas".

Además, el artista, que aporta un dibujo sobre papel pintado con acuarela de la Solana de Jaca, considera importante participar en iniciativas de este tipo, porque "cuanta más actividad se desarrolla desde el lado particular mayor es el interés de la administración".

María José Lloro incide en destacar el trabajo que la asociación Alzhéimer Huesca lleva a cabo con los usuarios. "Tengo familiares y amigos con esta enfermedad, hay mucho camino por recorrer y me siento muy comprometida con estás iniciativas solidarias", indica.

"Si en una familia enferma algún miembro, toda la familia enferma. Se tiene que hacer visible el trabajo de todos los profesionales, voluntarios y una gran parte de cuidadores familiares y hacer una reflexión: quién cuida al cuidador", añade.

También Antonio Santos tiene algún amigo que padece esta enfermedad. "Espero que iniciativas de este tipo no lleven a que nuestras autoridades se desentiendan del problema y cumplan con sus obligaciones. Los artistas y el mudo de la cultura, pese al descomunal abandono del que somos víctimas por parte de toda la sociedad, siempre seremos solidarios con causas como esta".

El maestro José Luis Gratal se solidariza con el dolor de las familias y también destaca el papel de la asociación y la importancia de la especialización en el cuidado de los pacientes.

Marian Ruiz aporta a la muestra dos acuarelas paisajísticas pintadas en 2019 para esta causa. Asegura que le resulta "muy gratificante" saber que a través de su trabajo "puedes aportar un granito de arena a este gran proyecto como es la Asociación Alzhéimer Huesca".

"Lo que me ha llevado a participar un año más en esta muestra es el pensar que a través del conocimiento de nuestras propias obras se pueda aunar arte y solidaridad, y conseguir a la vez un enriquecimiento tanto personal como profesional. Pienso que ayudando a los demás te ayudas a ti mismo", comenta.

Además, considera que "el alzhéimer es un grave problema social que en muchos casos se sigue viviendo en silencio" y, si cada ciudadano puede aportar su granito de arena para y dar visibilidad a la enfermedad, "la batalla va ser mucho más llevadera".

"Confío en que cada paso que vayamos dando sirva para un futuro triunfo", apostilla.

A Belinda Nadal le hace ilusión participar en iniciativas solidarias como la exposición Arte para el Recuerdo por la satisfacción que siente de poder ayudar a los demás. "Que mi obra artística sirva para que muchas personas puedan mejorar ante esta enfermedad o tener mejor calidad de vida me llena el corazón, me hace crecer como persona y me da alas para seguir creando", manifiesta.

Observa que la pintura es disfrute, expresión y emoción, "pero cuando además sirve para comunicar y ayudar no hay palabras que puedan representar la alegría que aporta este compartir".

Considera preciso hacer visible el alzhéimer "y, por supuesto, no olvidarse de los héroes o heroínas de estas historias, que son los cuidadores, que deben tener apoyo y ayuda a través de instituciones sanitarias, educativas y sociales".

Belinda Nadal pintó en 2019 para esta exposición una obra titulada Recuerdo la Rayuela, un entrañable recuerdo que le transporta a su infancia. "En la Enfermedad del Alzheimer pueden desaparecer muchos recuerdos, pero si pudiera guardar alguno para mí sería éste. Este cuadro es una alegoría a la niñez, un hermoso momento de la vida para recordar", explica.

La exposición Arte para el Recuerdo se inauguró el sábado 21 de diciembre en la sala de la Caja Rural de Aragón y se podrá visitar hasta el 19 de enero, de lunes a sábado, de 18 a 21 horas; y sábados y domingos de 11 a 14.

Etiquetas