Sociedad

BODAS DE ISABEL DE SEGURA 2020

El multitudinario momento del beso despide las Bodas de Isabel en Teruel

La recreación histórica finaliza con la sensación de más afluencia de visitantes

El multitudinario momento del beso despide las Bodas de Isabel en Teruel
El multitudinario momento del beso despide las Bodas de Isabel en Teruel
EFE

TERUEL.- El multitudinario momento del beso en la plaza del Seminario de Teruel marcó el final de Las Bodas de Isabel de Segura 2020, que, aún sin datos oficiales, apunta a que ha sido la edición con mayor afluencia de visitantes registrados durante los cuatro días de celebración.

La responsable de Comunicación de la Fundación Bodas de Isabel, Belén Royo, indicó a Efe que el balance de asistencia de este año ha sido "muy positivo" porque se había visto a "mucha gente" desde el jueves y destacó que la afluencia de personas se repartió por el centro histórico y por el barrio de Ensanche.

Este era uno de los objetivos de la organización para evitar las aglomeraciones de años anteriores y que han conseguido, además, gracias a las pantallas instaladas en diferentes puntos, según precisó Royo, que han servido para que el público pudiera seguir las escenas principales.

Asimismo, entre la gran afluencia de personas, la responsable de Comunicación de la Fundación Bodas de Isabel señaló que en esta edición se ha notado un repunte de turistas extranjeros y agradeció la implicación de todos los turolenses, así como la Federación de Grupos, actores, medios de comunicación o ciudadanos de a pie que han querido dar la mejor imagen posible al exterior.

Respecto a las novedades en las escenas que se incorporaron este año, como el aumento de conflictividad en la llegada de Diego de Marcilla a Teruel, Royo afirmó que habían gustado mucho y que visualmente habían quedado "fenomenal", y resaltó estos cambios han conseguido que el público se sobresalte e incluso interactúe.

En este sentido, Alba Sánchez e Israel Bugeda, quienes interpretaron a Isabel de Segura y Diego de Marcilla, también hicieron un balance muy positivo de su interpretación como protagonistas de esta edición de la recreación histórica y reconocieron que habían disfrutado de cada momento, a pesar de los nervios y la responsabilidad de interpretar a los Amantes de Teruel.

REGRESO A LA NORMALIDAD

Después de cuatro días inmersa en el siglo XIII, la ciudad de Teruel comenzó este domingo por la tarde a volver a la normalidad con el desmontaje de las alrededor de 150 jaimas, los 250 puestos del mercado y los campamentos recreacionistas, que según ha detallado Royo, deberán hacerlo en un orden por zonas.

Ahora la mirada queda puesta en la próxima edición de Las Bodas de Isabel de Segura, cuando el evento celebrará su 25º aniversario y comenzarán los trabajos para intentar conseguir el reconocimiento de Fiesta de Interés Turístico, coincidiendo con el cuarto de siglo de vida de una recreación que se supera cada año en número de visitantes como ha ocurrido este 2020.

Etiquetas