Sociedad

RECETAS

Buñuelos de viento para cocinar en familia

Buñuelos de viento para cocinar en familia
Buñuelos de viento para cocinar en familia

Aunque estemos viviendo unas atípicas vacaciones de Semana Santa, no por eso tenemos que dejar de disfrutar de algunos de los placeres de la vida: la buena gastronomía. Y qué mejor que aprovechar estos días en casa para entretenerse cocinando en familia.

La empresa familiar aragonesa Harineras Villamayor nos propone una receta tradicional muy de la época, buñuelos de viento, con su ingrediente estrella: Harina Repostera, que puedes comprar en los supermercados de Aragón o en tu panadero de confianza.

Existen otros dulces típicos de la época, este es uno de los que, además de rico, es muy sencillo de cocinar. Con el paso de los años, la receta original se ha ido adaptando y los rellenos también han cambiado. Aunque los clásicos siguen apostando por tomarlos solo con azúcar espolvoreado por encima, hay quienes los prefieren rellenos de crema, de trufa, de nata o de chocolate.

INGREDIENTES

250 ml de agua?

175 gramos de mantequilla

250 gramos de harina repostera de trigo de Harineras Villamayor

3 gramos de sal

4 huevos

Aceite de girasol o uno suave de oliva.

Azúcar

Canela

Ralladura de naranja o limón

Para el relleno: nata, crema, chocolate...

LA PREPARACIÓN

Pon a calentar el agua y la mantequilla. Cuando empiece a hervir, añade el ingrediente estrella, la harina respostera de trigo de Harineras Villamayor, la sal y la ralladura de naranja o limón. No dejes de mover hasta que la masa se despegue de las paredes. Una vez que la masa esté lista, ir añadiendo los huevos y amasar. Esta puede admitir algún huevo más de los que se indican en función de los gustos.

Una vez lista la masa, que debe quedar fina y sin grumos, pasarla a una manga pastelera para poder cortar los buñuelos a trozos con un cuchillo o tijera. Es recomendable que las porciones sean pequeñas para que la masa no quede cruda por dentro. Freír en una freidora a 170 grados o en una sartén con el aceite bien caliente. Comprobar primero que las bolitas flotan en el aceite.

En un par de minutos, las bolitas estarán doradas y ya se pueden sacar. Rebozar utilizando a partes iguales azúcar y canela. Dejar que se enfríen si se quieren rellenar.

www.harinerasvillamayor.com

Etiquetas