Actualidad

REFORMA LABORAL

Yolanda Díaz afirma que no se puede derogar técnicamente la reforma laboral

Entre las propuestas del Ministerio de Trabajo está la implementación de sanciones relevantes en caso de uso y abuso de la temporalidad

Yolanda Díaz
Yolanda Díaz
EFE

La vicepresidenta segunda y ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, afirmó la noche del miércoles que no se puede derogar técnicamente la reforma laboral, que hay que actuar contra la temporalidad y la precariedad y que el despido "no lo vamos a tocar por acuerdo de Gobierno" en la mesa de diálogo.

Así lo ha manifestado Díaz en el programa "El Objetivo" de la Sexta TV, en el que hizo hincapié en que la mesa de diálogo trabaja con el objetivo de llegar a un acuerdo, con el reto de acabar con la temporalidad, los bajos salarios y cumplir con Europa.

Aunque técnicamente afirmó que no se puede derogar la reforma laboral, agregó que sí se pueden suprimir partes de ella como se hizo con la anulación del despido de un trabajador en baja médica.

Díaz afirmó que hay que actuar contra la alta temporalidad y la precariedad salarial, y conseguir la modernización del mercado de trabajo y el reequilibrio en la negociación colectiva, entre otros aspectos.

Yolanda Díaz, que dijo que el PP tardó diez años y once meses para salir de la anterior crisis con una reforma laboral durísima para los trabajadores, abogó por implementar mecanismos de protección social y de flexibilidad interna en el nuevo marco de la legislación laboral.

Para Díaz es imprescindible actuar frente a la alta temporalidad -"insoportable y vergonzante"- de los contratos en España. Según afirmó esta modalidad ha de estar justificada y el modelo de producción estacional en España debe ser compatible con la estabilidad, como pasa con el contrato fijo discontinuo.

Por ello defendió, entre las propuestas del Ministerio de Trabajo, la implementación de sanciones relevantes en caso de uso y abuso de la temporalidad.

Sobre la precariedad, Díaz señaló que en España tenemos un porcentaje elevado de trabajadores que viven en precario, pasan dificultades y acuden a organizaciones como Cáritas para poder vivir. "Esto se puede cambiar y nos lo podemos permitir", aseguró.

Se mostró convencida de que es posible un acuerdo entre las partes: "no me levantaré de la mesa e intentaré el acuerdo con todas las partes" enfatizó, y aseguró que "no hacemos propuestas cerradas porque lo importante es alcanzar el acuerdo".

"El margen está, manifestó, en los mínimos de la patronal, de los sindicatos y en lo que necesita el país".

"Estamos en el tramo final de esta reforma y veo posible el acuerdo. Si las partes quieren, va a haber acuerdo", subrayó.

Etiquetas