Actualidad

ELECTRICIDAD PRECIOS

Recibo de la luz baja 1,7% en noviembre, pero cuesta 58% más que hace un año

De media este mes asciende a 83,83 euros, frente a los 85,32 euros del pasado octubre 

El recibo de la luz recupera las caídas y se abarata un 4,6 % en febrero
El recibo medio de la luz se situó en noviembre en 83,83 euros.
S.E.

El recibo medio de la luz se situó en noviembre en 83,83 euros, un 1,7 % menos (1,49 euros menos) que en octubre, cuando el precio mayorista alcanzó su máximo histórico, pero, aún así, es un 58,11 % más caro (30,81 euros) que hace un año y un 57,5 % más (30,59 euros) que hace dos años, antes de la pandemia.

Según los datos extraídos del simulador de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC), para un consumidor tipo acogido a la tarifa regulada o PVPC -con una potencia contratada de 4,4 kilovatios, un consumo mensual de 250 kilovatios hora (KWh) al mes (distribuido en 70 KWh en horario punta, 60 KWh en llano y 120 KWh en valle)-, el recibo de la luz de noviembre asciende a 83,83 euros, frente a los 85,32 euros de octubre.

Este descenso se produce después de que en octubre el precio de la luz en el mercado mayorista - que venía teniendo un peso en la tarifa regulada del 30-35 % y que ha pasado a superar la mitad del recibo, al actuar el Gobierno sobre el resto de elementos que podía para amortiguar la subida en el mercado eléctrico, como impuestos o cargos- batiera todos los récords.

En octubre, el precio medio de la luz en el mercado mayorista fue de 200,06 euros/megavatio hora (MWh) de media, mientras que en noviembre se ha quedado en 193,42 euros/MWh (6,64 euros/MWh menos).

Si se compara el recibo de este mes de noviembre con el del mismo mes de 2020 -año marcado por la pandemia y en el que la luz estuvo baja-, en que el recibo ascendió a 53,02 euros, la factura de noviembre de 2021 es un 58,11 % más cara (30,81 euros).

Respecto a la del mismo mes de 2019, en que el importe de la factura fue de 53,24 euros, la del mes de noviembre de este año es un 57,5 % superior (30,59 euros).

El leve descenso en el recibo se produce a un mes de que se cierre el año, para cuyo conjunto el Gobierno ha prometido que el recibo que pagarán los consumidores, tras las medidas puestas en marcha (reducción IVA, del impuesto de la electricidad y suspensión del impuesto al valor de la producción eléctrica, etc.), será similar al del conjunto del año 2018.

Pese a que el Ejecutivo se ha reafirmado en su promesa, hay expertos que ponen en duda que, a falta de un mes, se pueda alcanzar, pues ya hay pocos elementos más que se puedan tocar para aliviar la subida de precios en el mercado mayorista.

Recientemente, el catedrático de la Universidad Complutense de Madrid (UCM) e investigador de la Fundación de Estudios de Economía Aplicada (Fedea) Diego Rodríguez explicó en una jornada que 2018 registró el precio de la electricidad más altos de los últimos veinte años hasta la llegada de 2021.

Entonces el precio mayorista se situó de media en 57,29 euros/MWh, mientras que este año supera los 100 euros/MWh de media anual, y eso porque en marzo y abril de 2021 era de 30 y 40 euros/MWh, gracias a que hubo mucha generación eólica.

Además, considera que el Gobierno ha agotado todos los instrumentos posibles: el impuesto a la electricidad se ha reducido al mínimo posible (0,5 %) y el IVA se ha bajado del 21 % al 10 %.

En su opinión, la media de la factura va a estar bastantes euros por encima de la de 2018.

Rodríguez es también de los que piensa que estas medidas temporales del Ejecutivo para amortiguar la subida de la luz en el recibo de los consumidores deberán prorrogarse para el primer trimestre de 2022, a lo que dejó abierta la puerta el Gobierno, pues en ese periodo los precios en el mercado seguirán altos.  

Etiquetas