Actualidad

ENCUESTA DYM PARA HENNEO

El 75 % está a favor de suprimir el impuesto de sucesiones

Seis de cada diez encuestados consideran que la presión fiscal es alta o muy alta mientras un 26,7 % la ven bien y apenas un 3,4% creen que es baja

El 15,5 % de los encuestados opina que los impuestos se cobran con justicia
Tres de cada cuatro españoles se muestran partidarios de suprimir el impuesto de sucesiones.
Martaposemuckel en Pixabay

Tres de cada cuatro españoles se muestran partidarios de suprimir el impuesto de sucesiones. Así lo revela el barómetro de octubre elaborado por el Instituto DYM para HENNEO, según el cual un amplio porcentaje de los votantes de PSOE y Unidas Podemos, el 74,8 % y el 61,4 %, respectivamente, son partidarios de la eliminación de este tributo que grava las herencias. Los votantes de PP, Vox y Ciudadanos son quienes más favorables se muestran a su eliminación, con porcentajes de apoyo que superan el 85 %.

Cargas tribuntarias.
Cargas tribuntarias.
DYM

En general, seis de cada diez encuestados considera que la presión fiscal es alta o muy alta. Los votantes socialistas, y en menor medida los de Unidas Podemos, son los que tienen una mejor percepción de la presión fiscal, que tan solo es considerada adecuada por el 41,4 % de los electores socialistas, frente al 28,4 % de los de la formación morada. Aun así, la mayoría de los entrevistados estima que la cantidad de dinero destinada a pagar impuestos es elevada, una apreciación compartida por el 78,8% y el 80,7% de los votantes de Vox y PP, pero también por más de la mitad de los votantes de PSOE (53,8 %) y Unidas Podemos (53,7 %). Por el contrario, solo el 3,4 % de los encuestados considera que la presión fiscal es baja.

Según el sondeo del Instituto DYM, el 62,7 % de los españoles son igualmente partidarios de la eliminación del impuesto sobre el patrimonio. Aunque en este caso la diferencia entre los votantes de PP, Vox y Ciudadanos, por un lado, y PSOE y UP, por otro, es más pronunciada. Así, el 58,3 % de los votantes del partido de Pedro Sánchez y el 51,9 % de los de la formación morada se muestran favorables a la eliminación, frente al 74,8 % de los de Ciudadanos, el 78,6 % de los del PP y el 85,4 % de los de Vox.

El alto grado de apoyo entre los votantes de izquierdas resulta llamativo, no solo porque PSOE y Unidas Podemos sean defensores de mantener una presión fiscal suficiente para asegurar la financiación de las ayudas y servicios públicos, sino porque, además, desde el Gobierno de coalición se criticó duramente tanto las bonificaciones anunciadas en septiembre por los gobiernos autonómicos populares sobre el impuesto de patrimonio como la rebaja fiscal sugerida recurrentemente por la oposición, más partidaria de una presión fiscal reducida para que los ciudadanos puedan mantener el dinero en sus bolsillos y costearse a nivel privado sus necesidades.

A este respecto, la encuesta revela que seis de cada diez entrevistados consideran que se están dando desequilibrios tributarios a nivel territorial, especialmente entre los votantes de PSOE y Unidas Podemos. Pese a ello, solo el 46,2 % de los encuestados se declara a favor de un sistema de recaudación homogéneo para las comunidades.

Etiquetas