Aragón

ALTO ARAGÓN - PREVISIÓN METEOROLÓGICA

Anuncian nevadas importantes en el Pirineo para la semana próxima

La Aemet prevé varios frentes desde este sábado con precipitaciones desde los 1.000 metros

Cerler y Llanos del Hospital, la excepción favorable esta temporada invernal
Cerler y Llanos del Hospital, la excepción favorable esta temporada invernal

HUESCA.- Las nevadas esperadas en el Pirineo oscense y, en especial, en las estaciones de esquí de la provincia, podrían llegar de una forma más significativa la semana próxima pese a que este sábado por la tarde se producirán otras más débiles, con acumulaciones de hasta cinco centímetros en cotas situadas entre los 1.000 y 1.200 metros.

En declaraciones a este periódico, el delegado territorial de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) en Aragón, Rafael Requena, indica que "parece que ahora sí se avecina un cambio y vamos a tener nieve en los próximos días".

El primer frente de este fin de semana, de componente oeste, no se prevé que deje precipitaciones con cantidades importantes de nieve en el Pirineo oscense. Una situación, comenta, que cambiará de forma importante la semana que viene con la entrada de un segundo frente de componentes norte y noroeste, "con una situación más propia del invierno y precipitaciones más intensas que las previstas para este fin de semana". Podría dejar nevadas en cotas más bajas hasta llegar incluso a Huesca y Zaragoza, a mediados de la semana próxima.

En cualquier caso, explica que esta situación estará a expensas de la evolución meteorológica de los próximos días. "Hay que esperar a mediados de la semana", recalca el responsable de la Aemet en Aragón respecto a las previsiones que anuncian más frío y nieve para la semana que viene.

Ante la entrada del frente, la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) ha activado la alerta por nevadas en el Pirineo, en nivel de riesgo amarillo, desde las 18 horas del sábado hasta las 9 horas del domingo. Las acumulaciones son más probables en la mitad oeste de la cordillera pirenaica.

Asimismo, el Pirineo oscense se encuentra este sábado en alerta por temperaturas mínimas de hasta seis grados bajo cero entre las 0 y las 10 horas de este sábado.

Para el lunes, la Aemet anuncia que la cota de nieve podría bajar hasta los 500 metros, con una intensidad muy débil.

ESTACIONES DE ESQUÍ

Esta falta de nieve ha llevado consigo que abrieran más tarde de lo previsto las estaciones de esquí de Aramón Formigal-Panticosa, Candanchú y Astún, aunque con el esfuerzo de los trabajadores se ha logrado poner en funcionamiento algunas pistas a la espera de más precipitaciones.

La excepción ha sido la estación de Aramón Cerler, en el valle de Benasque, en marcha desde principios de diciembre, como el Espacio Nórdico de Llanos del Hospital de Benasque. Las estaciones de esquí alpino ofrecen para este fin de semana una superficie de hasta 90 kilómetros y espesores de entre 10 y 80 centímetros de nieve polvo-dura, y podrían mejorar sus condiciones con las nevadas previstas.

Etiquetas