Aragón

ALTO ARAGÓN - MEDIO AMBIENTE

Aitor Zulueta: "Las acciones de adaptación al cambio climático son beneficiosas por sí mismas"

Un representante del Observatorio Pirenaico del Cambio Climático (OPCC) expone en la COP25 un estudio sobre municipios

Aitor Zulueta: "Las acciones de adaptación al cambio climático son beneficiosas por sí mismas"
Aitor Zulueta: "Las acciones de adaptación al cambio climático son beneficiosas por sí mismas"
S.E.

HUESCA.- La conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático de 2019 -COP25- que se celebra estos días en Madrid fue escenario este viernes de un "side event" sobre municipios de montaña y adaptación al cambio climático, en el que participó el director de Patrimonio Natural y Cambio Climático del Gobierno Vasco, Aitor Zulueta, en representación del Observatorio Pirenaico del Cambio Climático (OPCC) de la Comunidad de Trabajo de los Pirineos (CTP).

Junto a Zulueta participaron representantes de territorios de los Alpes, los Cárpatos y los Apeninos, que expusieron sus prácticas y experiencias en la adaptación al cambio climático.

El representante del Pirineo presentó un estudio de evaluación de la vulnerabilidad y riesgo de los municipios vascos ante el cambio climático. "Es un análisis que hemos hecho a nivel municipal, que tiene replicabilidad en otras zonas de montaña (como en el Alto Aragón) como metodología de análisis, aunque cada zona tiene sus problemas de riesgo y vulnerabilidad", explicó Zulueta a este periódico antes de su participación en la COP25.

El informe estudia la vulnerabilidad al cambio climático en los 252 municipios vascos, partiendo de unos mapas de riesgo que se superponen sobre la red de municipios, y asignando a cada uno de ellos unos factores de riesgo y vulnerabilidad. Posteriormente, se confeccionó una lista de acciones de adaptación que habría que llevar a cabo en cada uno de los municipios. "Esta metodología -indicó- se puede seguir para diferentes regiones" como Aragón.

En cada una de las variables se analiza la amenaza, y se hace para dos "RCP", que son los escenarios que se definen en los informes de evaluación del panel intergubernamental de cambio climático. En este caso se eligieron los escenarios más extremos y para dos periodos de tiempo: 2050 y el 2100.

Los riesgos detectados fueron las olas de calor, las sequías y las inundaciones fluvial y por nivel del mar. "Para el caso de Aragón, obviamente, el riesgo de inundación por el nivel del mar no existe, pero podéis tener otros como los deslizamientos en zonas de montaña que pueden ser un factor importante en el Pirineo o prepirineo", detalló.

Una vez detectados los riesgos y sus impactos se elaboró una lista de medidas que se propone a cada uno de los municipios para hacer frente a esos riesgos derivados del cambio climático. Aunque esa lista está personalizada para cada municipio, Zulueta detalló algunas de estas medidas propuestas. Por ejemplo, ante el impacto por olas de calor se propone el incremento de la superficie verde o permeable en plazas, parques públicos o áreas perimetrales. En áreas expuestas a inundación de cursos fluviales se plantea establecer zonas de emergencia o amortiguación que puedan desviar y absorber las previsibles crecidas, "que tienen un doble efecto, porque muchas veces se constituyen como zonas de laguna temporal que mejoran la biodiversidad y contribuyen a luchar contra olas de calor".

En el caso de sequías, las acciones tienen que ir enfocadas a la mejora de las infraestructuras de suministro de agua, bien buscando nuevas captaciones o mejorando las redes de abastecimiento que sufran pérdidas de carga importantes. Y a nivel de planeamiento urbanístico, Zulueta "invita" a los municipios a pensar qué tipo de infraestructuras quieren promover.

"Al final se trata de permitir a los municipios, por muy pequeños que sean, que puedan tomar una serie de decisiones", indicó el representante del OPCC, que añadió que, lamentablemente, los municipios se pueden topar con la dificultad de poner en práctica esas medidas por falta de financiación. Es en este capítulo, en el que se entiende que deberían entrar las administraciones públicas que están por encima de la local para dotar de la financiación precisa.

"Nosotros vemos el trabajo como un diagnóstico previo para los municipios, para que después puedan desarrollar planes de adaptación y de sostenibilidad tanto local como comarcal", manifestó Zulueta, que entiende que puede guiar el planeamiento urbanístico y territorial.

No dudó en señalar que "los proyectos importantes en la lucha contra el cambio climático no son los grandes proyectos de infraestructuras internacionales sino los pequeños, cuya suma al final hace que se avance". Y concluyó asegurando que "las acciones de adaptación al cambio climático son beneficiosas por sí mismas".

Etiquetas