Aragón

ALTO ARAGÓN - ALTA CIRCULACIÓN EN LAS CARRETERAS DE LA PROVINCIA

Exigen terminar de forma urgente los tramos pendientes de la autovía A-23 en Sabiñánigo y Jaca

Exigen terminar de forma urgente los tramos pendientes de la autovía A-23 en Sabiñánigo y Jaca
Exigen terminar de forma urgente los tramos pendientes de la autovía A-23 en Sabiñánigo y Jaca
R.G.

HUESCA.- Empresarios y colectivos urgen a la administración a finalizar de forma urgente las obras de la autovía A-23 Lanave-Sabiñánigo Sur y las variantes de Sabiñánigo y Jaca (A-23/A-21), que suman alrededor de unos 30 kilómetros, después de las retenciones registradas en el pasado puente festivo.

Para el presidente de la Asociación Empresarial de Transporte de Viajeros en la provincia de Huesca, Javier Aventín, "tenemos obras desde hace mucho tiempo, muy lentas y que nos están afectando", y recalca que estas retenciones también se producen en la rotonda de Siétamo y Estrecho Quinto por las obras de la autovía hasta Huesca. En la A-23 y A-22 "son retenciones que se producen en todos los fines de semana del año".

También manifestó la necesidad de finalizar las obras de mejora del Congosto de Ventamillo, para mejorar el acceso con el valle de Benasque. "Para nosotros es una cuestión de fuerza mayor y pedimos a la administración celeridad en las obras lo antes posible", explica. Del mismo modo, el presidente de la Asociación Empresarial de Transporte de Mercancías por Carretera en la provincia de Huesca, Fernando Callizo, considera que "es necesaria la continuidad de las obras en la A-23".

Pese a que las afecciones son menores en el transporte de mercancías los fines de semana, sí que incidió en que la finalización de la autovía redundaría en aspectos como una mejora de la seguridad y los ahorros de combustible y en el tiempo de los trayectos.

En la Jacetania hubo atascos tanto en el acceso a Astún y Candanchú, como en las salidas de Jaca a Pamplona y Huesca, lo que "nos debe hacer reflexionar a todos (Gobierno, DGA, comarcas y ayuntamientos) y sentamos sin prisa, pero sin pausa", según el presidente de la Asociación Turística del Valle del Aragón (ATVA), Luis Terrén, que reconoce que "es complicado solucionar los problemas de movilidad, pero hay que ser ambiciosos y tomar medidas".

Por lo pronto, sugiere nuevos aparcamientos y aumentar el transporte público que cubre el valle. "Hace falta un autobús con una frecuencia importante, que salga cada 30 minutos de Jaca. Ahora, está el bus de la Mancomunidad, pero no es suficiente ni de lejos para los miles de esquiadores de un puente", explicó. Ya existe un bus gratuito que acerca a los esquiadores a Candanchú y Astún, pero sale de Canfranc.

El problema de las retenciones fue crítico el pasado sábado, ya que "los coches iban en fila y para ir de Jaca a Candanchú se tardaba dos horas", cuando el trayecto se hace en media hora en condiciones normales.

Para Luis Terrén, "los atascos son habituales en todas las estaciones, no solo en Astún y Candanchú, sino también en Formigal, Baqueira o Sierra Nevada".

Los progresos de la A-21 y la A-23 agudizan el problema al facilitar la llegada de los visitantes tras la apertura de los dos tramos de Puente la Reina a Jaca. "Ahora estamos más cerca y somos un destino más fácil", según el presidente de la ATVA, que agregó que "a los esquiadores que ya hay se les unen los que vienen de Zaragoza o Pamplona que vuelven en el día".

Desde la Asociación de Empresarios de Comercio y Servicios de la Jacetania (Acomseja), reclaman "la continuidad de las obras". "Hasta que no haya una autovía completa, no se van a evitar los atascos que hay en Lanave cuando baja la gente de los dos valles (Tena y Aragón)", apuntó el gerente, Manolo Lasala, que no cree que haya repercusiones negativas de cara a Navidad. "Algunos esquiadores se lo pensarán, pero es una molestia que hay que soportar con paciencia", comenta.

Los empresarios piden "la ejecución de un parquin en condiciones y lo más céntrico posible", en Jaca, pues "el de la plaza Biscós se llena y muy poca gente emplea los aparcamientos disuasorios, porque están muy lejos" tanto el del Llano de la Victoria, como el del solar de la pista de hielo.

En el caso de las estaciones de esquí, "es muy difícil que hagan un gran parquin para tres puentes importantes que hay en la temporada, porque no sería rentable", afirmó.

Por su parte, la alcaldesa de Sabiñánigo, Berta Fernández, espera "que las obras de finalización de la autovía lleguen a su término cuanto antes" ante retenciones generalizadas como las del pasado puente.

"Está claro que en aquellas zonas en las que la autovía pasa a ser una carretera nacional se producen unos embotellamientos con el consiguiente perjuicio para los usuarios, pero sobre todo con el consiguiente peligro vial que originan estos cuellos de botella", comenta.

Berta Fernández incide en que lo que toca ahora es "terminar cuanto antes la autovía A-23 de tal forma que toda la vía sea de doble carril y de esa forma evitar estos problemas que sufrimos sobre todo en la época invernal desde la apertura de las estaciones de esquí".

Etiquetas