Aragón

VISITA

Fernando Grande Marlaska visita las obras de la nueva comandancia

El ministro del Interior ejemplifica en Zaragoza su compromiso con la Guardia Civil

Fernando Grande Marlaska y Javier Lambám charlan el jueves en Zaragoza.
Fernando Grande Marlaska y Javier Lambám charlan el jueves en Zaragoza.
EFE

El ministro del Interior, Fernando Grande Marlaska, visitó el jueves las obras de construcción de la nueva sede de la Comandancia de la Guardia Civil de Zaragoza, fruto de la colaboración entre instituciones y del compromiso del Gobierno por dotar de las infraestructuras necesarias y precisas a los cuerpos de seguridad y por cumplir con los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

Acompañado por el presidente de Aragón, Javier Lambán; la delegada del Gobierno en Aragón, Rosa Serrano; y el alcalde de Zaragoza, Jorge Azcón, así como la presidenta de la Guardia Civil, María Gámez, y la presidenta de la Sociedad de Infraestructuras y Equipamientos Penitenciarios y de la Seguridad del Estado (SIEPSE), Mercedes Gallizo, Marlaska recordó que estos trabajos, cuya inversión alcanza los 30,9 millones, se incluyen en el Plan de Infraestructuras para la Seguridad del Estado 2019-25.

El impulso de este cuartel lo llevaron a cabo en 2005 el entonces alcalde de Zaragoza, Alberto Belloch, que quizá tuvo “mayor sensibilidad” por haber sido ministro de Interior, dijo su sucesor, y el también exministro José Antonio Alonso, aunque no fue hasta 17 años después, según recordaron los intervinientes, cuando han comenzado las obras, ya con Jorge Azcón en la alcaldía, y con el impulso a las mismas como su primera gestión.

Con una parcela cedida por el Ayuntamiento de 51.190 metros cuadrados, el nuevo cuartel tendrá una superficie construida de 22.298 metros cuadrados, según explicó Gallizo, y permitirá reubicar todas las unidades de la Comandancia en un mismo espacio, ahora dispersas en los barrios de Casetas, Casablanca y Peñaflor. Acogerá además las nuevas instalaciones del Grupo de Reserva y Seguridad número 5 del cuerpo, y se prevé que los trabajos que comenzaron hace unas semanas finalicen en noviembre de 2023, con un edificio que tendrá “el certificado de máxima sostenibilidad verde”, resaltó el ministro.

Todos los edificios están proyectados para tener un gasto energético casi nulo y procedente de fuentes renovables, sobre todo de su instalación fotovoltaica y de un sistema de aerotermia de alta eficiencia.

Marlaska, quien recordó en su intervención los once fallecidos en el atentado de la casa Cuartel de Zaragoza, destacó que cuando concluyan los trabajos serán 1.500 los efectivos que se agrupen en este cuartel distribuidos en cinco compañías territoriales (Calatayud, Tarazona, Caspe, Casetas y Ejea de los Caballeros) y 48 puestos . 

Etiquetas