Comarcas

METEOROLOGÍA

La nieve condiciona el tráfico en una varias carreteras del Pirineo altoaragonés

Las estaciones de Formigal y Cerler no han podido abrir sus instalaciones por las adversas condiciones meteorológicas

Sallent de Gállego este sábado
Sallent de Gállego este sábado
Jesús Gericó

El norte de la provincia de Huesca ha amanecido nevado este sábado, jornada en la que el viento y el frío son también protagonistas, ya no solo en el Pirineo sino también en cotas más bajas.

Las adversas condiciones meteorológicas han condicionado la puesta en marcha de las estaciones de esquí.  Formigal y Cerler no han podido abrir sus instalaciones, mientras que Candanchú lo ha hecho parcialmente. Astún y Panticosa sí están en funcionamiento.

Las precipitaciones han dejado nuevos espesores de nieve fresca, como los 30 centímetros registrados en el valle de Tena a partir de los 2.000 metros de altura.

En las carreteras del norte, la nieve ha creado dificultades para circular en alrededor de una decena de vías a primera hora de la mañana, aunque conforme ha ido pasando la mañana el número de vías afectadas ha disminuido.  Así, la circulación ha sido complicada en la A-176, en Hecho, y en la A-132, entre Riglos y Bailo, por donde se debe transitar con precaución. Y se necesitan cadenas o neumáticos de nieve en la A-153, en Torla; en la A-139, en Benasque; en la N-230, en Montanuy; en la A-136, entre Biescas y El Portalet; en la A-2606, entre Panticosa y el Balneario; en la A-2611, en Bielsa; y en la A-2617, en Benasque. l

Etiquetas