Bajo Cinca

SUCESO

Detenido tras huir y esconderse al recibir el alto de la Guardia Civil tras un robo en un camión estacionado

Los hechos ocurrieron en la AP-2, a la altura de Candasnos, y en el vehículo iban dos individuos aunque solo uno ha sido localizado

Agentes de la Guardia Civil de Tráfico
Agentes de la Guardia Civil de Tráfico
S.E.

La Guardia Civil, procedió el pasado día 23 de septiembre a la detención de un hombre cómo supuesto autor de un delito de robo con fuerza en las cosas en un camión que se encontraba estacionado en un área de servicio de la AP-2 en término municipal de Candasnos (Huesca).

Dentro de los servicios de protección de la Seguridad Ciudadana que desde la Guardia Civil se llevan a cabo en prevención de delitos contra el patrimonio, el pasado 23 de septiembre se recibió un aviso alertando de que se estaba cometiendo un robo en un camión que se encontraba estacionado en un aparcamiento de la Autopista AP-2. Los autores del hecho, tras romper el precinto del semirremolque, estaban sustrayendo la carga que portaba y según la información recibida habían abandonado el lugar en una furgoneta blanca por la autopista.

Tras recibir el aviso, las patrullas de servicio de Seguridad Ciudadana y del Destacamento de Tráfico de la Guardia Civil de Fraga establecieron un dispositivo para la localización y detención del vehículo sospechoso.

Los agentes de Tráfico dispusieron un punto en la AP-2 con el objeto de darle el alto, manteniendo las medidas de seguridad necesarias, teniendo en cuenta la gran cantidad de vehículos pesados que circulan por esa vía.

Una vez pudieron divisar un vehículo con las características del sospechoso procedieron a darle el alto mediante señales luminosas, haciendo los ocupantes caso omiso e iniciando una huida, realizando un seguimiento del vehículo por parte de los agentes de tráfico de la Guardia Civil.

Repentinamente el turismo se detuvo repentinamente en el arcén y los dos ocupantes inician una huida a pie, en dirección contraría al sentido de la vía, teniendo los agentes que realizar una batida por la zona, consiguiendo localizar al copiloto que se encontraba oculto entre unos matorrales en torno a las 5:40 horas, procediendo a su detención.

La furgoneta interceptada es trasladada al acuartelamiento de la Guardia Civil de Candasnos, localizando en su interior 1 lavavajillas y 217 cafeteras eléctricas, valorado todo ello en 11.000 euros. Estos objetos, según el albarán aportado por el transportista, se correspondían con lo sustraído del camión y prevía autorización judicial han sido devueltos a su legítimo propietario.

Por lo expuesto se procedió a la detención de un varón de 35 años, vecino de Barcelona, cómo supuesto autor de un delito de robo con fuerza en las cosas, al cual le constan antecedentes por hechos similires.

La Guardia Civil de Fraga instruyó diligencias que junto con el detenido fueron entregadas en el Juzgado de Primera Instancia e Instrucción nº 2 de Fraga, el cual decretó la libertad con cargos.

Etiquetas