Cinca Medio

CINCA MEDIO - EDUCACIÓN

Jornada de reflexión en Fonz sobre innovación e inclusión en la educación

El albergue y escuela de vida La Sabina, de Down Huesca, celebra un foro con profesionales españoles y de Iberoamérica

La jornada reunió en la villa mediocinqueña a una treintena de profesionales.
La jornada reunió en la villa mediocinqueña a una treintena de profesionales.
C.C.M.

En su afán de convertirse en centro de referencia en la formación de las personas adultas con síndrome de Down y otras discapacidades intelectuales, el albergue y escuela de vida independiente La Sabina, que Down Huesca ha construido en Fonz, acogió el viernes la jornada de reflexión y debate “Inclusión, innovación e investigación”. En el encuentro, se presentaron, entre otros, trabajos realizados por Down Huesca el pasado año gracias a un programa Erasmus+ que pilotó esta asociación, dirigido a innovar en la metodología educativa de personas adultas con discapacidades intelectuales en el medio rural.

La jornada reunió a una treintena de asistentes, entre profesores y estudiantes universitarios de los Campus de Huesca y Zaragoza, del ámbito de la psicología, pedagogía o magisterio, profesores de centros de educación de adultos, personas con síndrome de Down o con otras discapacidades intelectuales, sus familiares y directivos y profesionales de asociaciones como Las Cañas de Alcañiz, Down Chile, Down España o Fiadown (Federación Iberoamericana de Asociación de Down). En distintas mesas se abordaron temas como escenarios inclusivos en la educación de adultos, innovación en este ámbito, la experiencia de las personas adultas, de las familias y de las organizaciones.

El psicólogo y pedagogo, y promotor de esta jornada, Elías Vived, aseguró que en la educación de adultos “se ha avanzado mucho, sin embargo, hay que avanzar en la innovación e investigación para ver qué cuestiones se podrían mostrar en un diseño curricular. Tenemos que conquistar escenarios inclusivos, porque muchas de las acciones que se realizan en este aprendizaje a lo largo de la vida se hacen en las asociaciones de discapacidad y parece razonable que vayamos hacia una mayor inclusividad como lo avalan los marcos normativos”. En este sentido, para Down Huesca este aprendizaje inclusivo debería ya estar presente en los centros de educación de adultos, en las universidades o centros culturales como las bibliotecas públicas. “Estos espacios deberían ser lugares donde las personas con discapacidad intelectual encontraran oportunidades para su desarrollo cultural y educativo como personas adultas. Además, eso permitiría relaciones más ricas y diversas y la inclusión social”, afirmó Vived.

En ese sentido, cabe recordar que desde 2015, Down Huesca, en colaboración con Down España y con otras entidades de la red Down, desarrolla un proyecto de educación de personas adultas denominado Campus Oportunidades para la Inclusión, que en Huesca se lleva a cabo en la Facultad de Ciencias Humanas y de la Educación.

Desde la Federación Iberoamericana de Asociaciones de Down (Fiadown), que aglutina a asociaciones de 14 países latinoamericanos incluidos España y Portugal, se realizó un balance muy satisfactorio del trabajo realizado por Down Huesca y cuyas experiencias de inclusión social pudieron conocer de primera mano la presidenta Irma Iglesias y la presidenta de Down Chile, Loreto Márquez. “Siempre volvemos a Huesca porque en esta asociación se trabaja muy bien”. En una ciudad más pequeña se puede ver mucho mejor el desenvolvimiento de una persona con síndrome de Down. Aquí siempre se aprende y nos llevamos nuevas experiencias”, afirmó la chilena Irma Iglesias.

La jornada, en la que se sumaron el alcalde de Fonz, Toño Ferrer, y la edil de Cultura y vicepresidenta del Cinca Medio, María Clusa, terminó con una comida y una visita a la villa renacentista, a la quesería Val Cinca y a la bodega Sers de Cofita.

Etiquetas