Jacetania

JACETANIA

Jaca reclama al Gobierno que impulse las obras de la variante

El primer edil jaqués valoró de “decepción importante” que el proyecto no estuviera bien dotado en el presupuesto

La ribera del río Aragón se vería afectada por la construcción de la variante en la capital jaquesa.
La ribera del río Aragón se vería afectada por la construcción de la variante en la capital jaquesa.
Jaca Sin Perder el Norte

El Ayuntamiento de Jaca va a transmitir al Gobierno central su preocupación por el retraso que acumula la variante, instándole a modificar el borrador del presupuesto de 2022 e incluir el proyecto en el plan cuatrienal de inversiones. Así se acordó en la junta de portavoces convocada este pasado miércoles a petición del PP, tras observar que la variante tiene una partida de 100.000 euros, que es insuficiente para licitar y adjudicar las obras pendientes en un tramo de 8 kilómetros, cuyo coste ronda los 115 millones.

La mayoría de los grupos (PSOE, PP, PAR, CHA y Vox) abogan por comenzar los trabajos cuanto antes, mientras que Ciudadanos y Más Jaca (Podemos-Equo) se oponen al trazado que contempla el Ministerio de Transportes (por el barrio norte y la ribera del río Aragón), reclamando una alternativa consensuada y con menor impacto sobre el medio ambiente.

Que la variante carezca de una mayor partida “fue una decepción importante”, según el alcalde, Juan Manuel Ramón (PSOE), para el que “está claro que no hay voluntad firme para sacar adelante el proyecto” desde el Gobierno, al que se va a intentar presionar con los parlamentarios de los partidos que defendieron la posición mayoritaria en la junta de portavoces.

Carlos Serrano, portavoz del PP, recordó que el alcalde se comprometió a que las obras estarían licitadas este año y tendrían partida presupuestaria en 2022. Este grupo reclama elevar esa reivindicación “hasta donde sea preciso” y alerta “del cuello de botella” que se producirá cuando avancen otros tramos de la A-21 y la A-23, “poniendo en peligro la calidad de vida de los vecinos y la efectividad de unas autovías imprescindibles para el desarrollo económico”.

Para Juan Manuel Ramón, “ya hay un problema de seguridad, porque, en horario escolar y de apertura de los comercios, tenemos vehículos de mercancías peligrosas atravesando el centro de Jaca, cuando no tienen destino en la ciudad, sino que, por ejemplo, vienen de Pamplona y continúan hacia Sabiñánigo o Francia”. El Consistorio estudia restringir el tráfico de mercancías peligrosas en determinadas horas.

La concejala de Ciudadanos, Matilde Campo, aclara que su partido “propone no paralizar los trabajos de la variante”. “Podemos buscar alternativas que logren el consenso y subsanen las deficiencias que impiden seguir con los trabajos, como priorizar un estudio de impacto ambiental que sustituya al que está caducado”, razonó la edil, para la que “queda mucho trabajo por hacer, lo cual hace inexcusable esta parálisis política”.

Etiquetas