La Litera

LA LITERA - SUCESO

Detenido en Hungría el propietario de la cárnica Litera Meat de Binéfar

La Policía arrestó a principios de mes a Piero Pini acusado depresunto fraude fiscal en el país, donde tiene otro matadero

Detenido en Hungría el propietario de la cárnica Litera Meat de Binéfar
Detenido en Hungría el propietario de la cárnica Litera Meat de Binéfar
G.A.

HUESCA.- Piero Pini, el empresario propietario del grupo italiano que ya tiene prácticamente concluida la industria cárnica Litera Meat en Binéfar, se encuentra en prisión preventiva desde principios de este mes de marzo tras ser detenido por la Policía de Hungría, donde también posee un matadero, acusado de estafa contable y a la Hacienda del país, a través de su filial Hungary Meat, según informa el periódico húngaro Hirosveny. El arresto, bajo supervisión policial, tiene una duración de 30 días.

La detención de Piero Pini en Hungría se produce tras los problemas que también tuvo en Polonia, donde tenía un matadero y donde la fiscalía de Kutno también le investiga por delitos similares. En este último país fue detenido y puesto en libertad en el año 2016.

Al parecer, Piero Pini fue detenido junto a dos socios de Hungary Meat y se le investiga por varios casos relacionados con fraude fiscal vinculado al fraude del IVA. Ofreció pagar un millón de euros de fianza, pero el tribunal no lo aceptó, según el rotativo húngaro.

La noticia llega a los pocos días de que Diario del Altoaragón anunciara la previsión de Litera Meat de iniciar su actividad en pruebas a finales del próximo mes de abril, para lo que ya tiene contratados a un centenar de trabajadores.

Ante su detención, desde el Ayuntamiento de Binéfar declinaron el miércoles manifestarse al respecto al señalar que se trata de un asunto "privado".

Y desde el Gobierno aragonés, aseguraron que todas la autorizaciones, solicitudes y tramitaciones con el grupo italiano se han llevado a cabo cumpliendo la normativa vigente y todos los requisitos legales precisos.

No obstante, el grupo italiano solicitó al Departamento de Desarrollo Rural y Sostenibilidad del Gobierno aragonés ayudas a la inversión a industrias agrarias que la Administración autonómica no le concedió al no cumplir con los requisitos exigidos para la concesión de dichas subvenciones.

A través del Inaem (Instituto Aragonés de Empleo) se le concedió una ayuda para la formación de futuros trabajadores. En concreto, 825 personas han asistido a esta formación que les cualifica para los puestos de trabajo precisos en el que será el mayor matadero de porcino de Europa. Cerca del 90 por ciento de estas personas van a ser contratadas para trabajar en el macromatadero binefarense, que en una primera fase empleará a unas 600 personas, llegando a las 1.600 cuanto está a pleno rendimiento, según han anunciando desde el grupo italiano.

La previsión es que a finales del próximo mes de abril la industria cárnica arranque su actividad en pruebas, con la entrada de los primeros animales, para comprobar el funcionamiento de todas sus instalaciones. Aunque el periodo de pruebas que se incluye en la Autorización Ambiental Integrada concedida por el Instituto Aragonés de Gestión Ambiental (Inaga) es de seis meses, es posible que la empresa no llegue a agotarlos e inicie la actividad productiva en sí a principios de verano.

En estos momentos, el 85 por ciento de las instalaciones y el equipamiento de la industria cárnica está construido y montado en la parcela de unas 16 hectáreas de superficie en la que se asienta el macromatadero, que en su momento obtuvo la declaración de proyecto de interés autonómico.

Pero además del macromatadero de Binéfar, que tendrá una capacidad máxima de sacrificio y despiece de 32.000 cerdos/día, lo que supondrá 7,6 millones de animales al año, el grupo Pini acomete otros proyectos empresariales ligados al sector porcino en la comarca de la Litera.

En concreto, en la localidad de Albeda levantará un secadero de jamones para secar las piezas provenientes del matadero de Binéfar, con una inversión de 50 millones de euros, y en San Esteban de Litera, un matadero de cerdas madre, con una inversión de 12 millones.

Estas inversiones millonarias se unen a los 70 millones anunciados en su día para construir la cárnica de Binéfar, por lo que la previsión era una inversión global de 132 millones entre los tres proyectos.

Etiquetas