Monegros

LOS MONEGROS - BIENES

Jorge Español: "No se puede calificar de botín el cumplimiento forzoso de una sentencia"

El abogado de Sijena cree "inoportunas" las palabras del director del Museo de Lérida al referirse a los bienes de Sijena como "botín"

El abogado del Ayuntamiento de Villanueva de Sijena señala que el TS desestima todos los argumentos de la parte catalana
El abogado del Ayuntamiento de Villanueva de Sijena señala que el TS desestima todos los argumentos de la parte catalana
P.S.

BARBASTRO/BARCELONA.- Jorge Español, abogado del Ayuntamiento de Villanueva de Sijena, califica como "falsas e inoportunas" las declaraciones que el director del Museo de Lérida, Josep Giralt, realizó este martes en el Parlamento de Cataluña, donde aseguró que, con la aplicación del artículo 155 de la Constitución en Cataluña, los bienes de Sijena fueron tratados como "botín" y que la intervención de la autonomía generó una "indefensión procesal" en el museo.

Así lo dijo ante la comisión de investigación del 155 en el Parlament, en la que tachó de "arbitraria" la aplicación del precepto constitucional en Cataluña. "En el caso del 155, comportó una indefensión procesal, no solo para la institución que representa sino por la preocupación que esto podía repercutir en la mayoría de trabajadores públicos del Museo de Lleida", explicó.

En opinión de Jorge Español, "no se puede calificar como botín de guerra el cumplimiento forzoso de una impecable orden judicial que necesitó del auxilio de la fuerza pública por desobediencia del consejero de Cultura de la Generalitat. Manifestar eso en público es un acto de manipulación vergonzosa", apuntó.

En la misma línea de respuesta, el abogado ribagorzano consideró que "el único botín de guerra que hubo en Sijena fue el expolio que hizo el funcionario de la Generalitat José Gudiol en el Real Monasterio en el verano de 1936 durante la Guerra Civil cuando entró, de forma ilegal, en la provincia de Huesca y se llevó los frescos de la Sala Capitular que nunca se han devuelto, aunque hay una sentencia por medio, pendiente de ejecutar".

Por otra parte, Español destacó que "la implementación del artículo 155 de la Constitución se dio por el nivel generalizado de desobediencia a los más altos tribunales de la nación española. No en vano, la desobediencia que se hizo a la magistrada del Juzgado de Primera Instancia número 1 de Huesca fue, al mismo tiempo, al Tribunal de Conflictos Jurisdiccionales y al Tribunal Constitucional porque ya le informaron al consejero de Cultura que quien decidiría el destino final de esas 44 piezas sería la magistrada".

Y concluyó diciendo que, "a pesar de ello, continuaron en la línea de desobediencia y al mismo tiempo engañaron y defraudaron a los ciudadanos catalanes a quienes les informaron de que la desobediencia a la jueza de Huesca era el primero signo de que Cataluña se iba a independizar de España, algo que ni los propios dirigentes de la Generalitat se creyeron nunca".

Por otra parte, el director del Museo de Lérida, que recordó la situación procesal de los exconsejeros Santi Vila y Lluis Puig, a los que la jueza les impuso sendas fianzas de 216.000 y 88.000 euros respectivamente por un presunto delito de desobediencia, subrayó que "nadie había previsto este tipo de consecuencias" cuando el Senado aprobó la aplicación del 155.

Además, Giralt lamentó que los jueces "no hayan concedido tres veces" tener un informe sobre el estado actual de las piezas trasladadas desde el Museo de Lérida al Monasterio de Sijena.

Etiquetas