Ribagorza

LA ENTREVISTA

José Gairín: “Necesitamos la colaboración activa de unas 50 personas al día”

El nuevo prior de la Cofradía del Santo Cristo y San Vicente Ferrer de Graus afronta el renacer de los festejos sin restricciones

José Gairín.
José Gairín.
E. F.

El nuevo prior de la Cofradía del Santo Cristo y San Vicente Ferrer de Graus, José Gairín, se estrena “con ilusión y responsabilidad” en sus primeras fiestas en una edición especial, de regreso tras la pandemia, que las hace aún más exigentes. “Al estar declaradas de Interés Turístico Nacional, las fiestas de Graus no permiten innovar, pero tampoco bajar el nivel”, comentó Gairín quien confía en su junta y en el resto de cofrades. “Necesitamos la colaboración activa de unas 50 personas diarias y, después del covid, hay gente que se ha acomodado, otros se han hecho mayores y, al caer entre semana, costará un poco, pero no dudo que se volcarán”, aseguró.

“Agradecido” a los hermanos que lo apoyaron en el capítulo de agosto, Gairín asegura sentir “una responsabilidad fuerte” al encabezar la cofradía señera de Graus, de la que pende la procesión de penitentes más antigua de España. “Llevo 38 años de cofrade, o era prior ahora o lo dejaba correr. El ser vice prior estos últimos tres años te obliga a participar más y estar atento, ha sido un factor determinante para lanzarme”.

Acompañan a José Gairín en esta andadura José María Ferrando, como viceprior; Roque Vicente, secretario; y el tesorero, José Manuel Buetas. “Estoy muy arropado y el equipo es importante. Lo hemos cogido con ilusión y esperamos hacerlo lo mejor posible. Tengo un buen maestro, mi hermano fue prior en el año 98-99 y aporto experiencia”.

Tras dos años “complicadísimos”, durante los que se puso a prueba a su predecesor, Luis Pociello, a quien agradeció su labor, Gairín afronta el renacer de los festejos que recuperan todos los actos sin restricciones.

Hoy lunes, 12 de septiembre, en la espera de los gaiteros en el puente de Abajo, la cofradía volverá a repartir torta, vino y albahaca. Se pasará bajo un “restaurado” Portal de Chinchín, donde empezarán a sonar las gaitas, antes de la primera albada a San Vicente y la segunda, al Santo Cristo. Mercedes Bardají entonará esas primeras albadas y las posteriores a la alcaldesa, Gemma Betorz, y el prior y el párroco, a quienes, como novedad, se les cantará juntos en el local prioral.

Mañana tres nuevos hermanos harán su juramento en la Peña, donde será la misa de San Vicente que, al igual que la del Santo Cristo en la parroquia de San Miguel, el día 14, contará como predicador con Pedro Díez-Antoñanzas, ex rector de Torreciudad. “Creo que aportará mucho porque es un gran conocedor de las fiestas de Graus y está muy enfocado a los jóvenes y las familias”, apuntó Gairín.

Las ricas procesiones, en coordinación con los danzantes, junto con las albadas de madrugada y la ‘Pllega’ serán el resto de actos emblemáticos. “La ‘Pllega’ es nuestro sustento, repartiremos 20.000 ‘cordonez’ y 1.500 estampas a cambio de donativos para colaborar con Cáritas y el resto de estamentos de la fiesta: gigantes, cabezudos, trabuqueros y danzantes”, concluyó.

Etiquetas