Ribagorza

#mipuebloenfiestas

La lluvia no frena a los danzantes en Graus para honrar a San Vicente

La localidad ha celebrado este martes el primero de sus dos días grandes de las fiestas con la procesión hasta la basílica de la Peña

Participantes en la procesión de San Vicente, a su llegada este martes a la Basílica de la Peña.
Participantes en la procesión de San Vicente, a su llegada este martes a la Basílica de la Peña.
Elena Fortuño

Las fiestas de Graus vivirán este miércoles su segundo día grande con la festividad del Santo Cristo y la última actuación de los danzantes de cintas y espadas en la plaza Mayor. Durante la jornada de este martes, la lluvia no ensombreció la esperadísima primera actuación de los jóvenes danzantes ni frenó a los grausinos que honraron a San Vicente con una multitudinaria y colorida procesión hasta la basílica de la Peña, antes de disfrutar de su folclore en la plaza Mayor. Por la noche, con cambio de ubicación por la lluvia, estaba prevista en el Centro Deportivo la tradicional Mojiganga.

Graus vibró en la jornada de San Vicente, pese a que las primeras gotas cayeron tras la misa de hermanos de las 8 de la mañana en la basílica de La Peña, donde juraron el cargo tres nuevos hermanos de la Cofradía del Santo Cristo y San Vicente Ferrer. Se trató de un acto siempre emotivo y que ya estuvo oficiado por el predicador de este año, el exrector de Torreciudad Pedro Díez-Antoñanzas, quien incidió en la importancia de la figura de San Vicente Ferrer, que entregó a los grausinos hace más de 600 años su Santo Cristo.

La procesión de San Vicente recorrió el casco antiguo acompañada de autoridades, cabezudos, repatanes y repatanas, danzantes y gaiteros que adoraron las reliquias del santo valenciano en la misa solemne en la basílica de la Peña, cantada por el coro parroquial.

Bajo la lluvia, el público se dirigió a la plaza Mayor para disfrutar, tras dos años, de la esperadísima actuación de los danzantes que, entre paraguas y con un firme mojado que dificultó notablemente los bailes, interpretaron de forma impecable los dances de espadas y cintas.

Dance de las cintas, en la plaza Mayor de Graus.
Dance de las cintas, en la plaza Mayor de Graus.
E.F.

Paralelamente, tuvo lugar la actuación de los cabezudos, entre quienes destacó este año “Georgina”, que fue la representante del colectivo entre las autoridades, también en la misa mayor en la Peña.

Por la tarde, la Cofradía reeditó el canto de la Albada a los Ausentes en el cementerio, mientras que por la noche estaba prevista la representación de la Mojiganga. Esta cita, una de las más multitudinarias de las fiestas, se trasladó ya la víspera ante las previsiones de lluvia, de la plaza al Centro Deportivo.

La jornada de este miércoles será el único día del año en el que el Santo Cristo entregado por San Vicente salga de su capilla en San Miguel y lo hará bajo palio en una procesión, más larga que la de ayer, y con salida y llegada en la parroquia en compañía de las mismas autoridades que la víspera.

A continuación, tendrá lugar la segunda y última actuación de los danzantes adultos, por la tarde, la “Plega” y el canto de las albadas de madrugada.

Las fiestas de Graus, espléndidas en su regreso tras la pandemia pese al tiempo, terminarán en la jornada del jueves con los dances infantiles y la entrega de los Premios Calibo de la Ribagorza

Etiquetas