Somontano

DÍA DEL AMOR FRATERNO

Cáritas Diocesana de Barbastro-Monzón hace un llamamiento a la solidaridad

La directora diocesana de Cáritas Barbastro-Monzón, Amparo Tierz, indica que "las necesidades no dejan de aumentar"

El Obispado de Barbastro-Monzón entregará los 20.000 euros recaudados durante la pandemia a Cáritas Diocesana
Las despensas de Cáritas Diocesana de Barbastro-Monzón siguen necesitando aportaciones.
Á.H.

Cáritas Diocesana de Barbastro-Monzón ha hecho un llamamiento a la solidaridad con quienes peor lo están pasando coincidiendo con la celebración este Jueves Santo, 1 de abril, del Día del Amor Fraterno, ocasión que ha aprovechado para agradecer la generosidad de quienes en estos meses "duros" de pandemia del coronavirus SARS-CoV-2 han hecho posible que las ayudas hayan aumentado más de un 25 por ciento.

Un año después del inicio de la pandemia, Cáritas ha explicado en una nota de prensa que sigue "redoblado esfuerzos" para estar cerca de quienes más lo necesitan, abriendo nuevos puntos de atención en Aínsa, Graus y Tamarite de Litera, que se suman a los ya establecidos en Monzón, Barbastro, Binéfar y Fraga.

La directora diocesana de Cáritas Barbastro-Monzón, Amparo Tierz, ha indicado que su objetivo principal "es estar junto a la gente y nuestra obligación es recordar constantemente que las necesidades no dejan de aumentar; los que antes eran vulnerables hoy lo son más".

Desde la Agencia de Colocación de Cáritas han advertido de las consecuencias que la pandemia tiene sobre el empleo, especialmente el femenino, ya que han constatado que personas que habían sido insertadas laboralmente han vuelto a ser excluidas del mercado.

En este sentido, Cáritas ha hecho un nuevo llamamiento a la colaboración, confiando en la generosidad de las administraciones, empresas y particulares. Ha subrayado que la entidad "siempre tiene la puerta abierta", disponibilidad total a la que contribuyen de forma directa, además de su personal, los voluntarios, que han aumentado en este tiempo "y suponen una colaboración imprescindible para hacerse presente en todos los rincones de la diócesis". 

Nuevos perfiles demandan ayuda

Esta organización ha precisado que se está modificando el perfil de las personas atendidas, entre las que se encuentran quienes iban a empezar a trabajar, pero no lo han hecho por la pandemia, autónomos y trabajadores en Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE).

En cuanto a las familias, hay matrimonios con hijos menores, familias monoparentales --principalmente de madres solas--, personas de mediana edad que padecen algún tipo de enfermedad y jóvenes en desempleo.

"El Día del Amor Fraterno nos recuerda que todos somos hermanos y que hemos de estar atentos para saber acoger, ayudar y acompañar a quien lo necesite, con humildad y gratuidad", han sostenido desde Cáritas Barbastro-Monzón.

Etiquetas