Cultura

EXPOSICIONES

Clara Sancho-Arroyo: "La pintura es para mí un refugio, un lugar en el que ser"

La joven artista expone "Hacia al antirrealismo" en la sala de Bantierra

Clara Sancho-Arroyo: "La pintura es para mí un refugio, un lugar en el que ser"
Clara Sancho-Arroyo: "La pintura es para mí un refugio, un lugar en el que ser"
R.G.

HUESCA.- La joven artista zaragozana Clara Sancho-Arroyo expone su obra por primera vez en España, bajo el título Hacia el antirrealismo.

La muestra se puede visitar en la sala de Bantierra de Huesca hasta el 22 de febrero y en ella repasa la evolución de su trayectoria. "He estado viviendo en el extranjero y me ha hecho mucha ilusión la oportunidad de presentar mi trabajo en mi tierra", señala la autora sobre una muestra que tras pasar por Calatayud y Zaragoza llega ahora a Huesca.

Su estilo ha sido calificado como "fresco y provocativo", términos con los que la autora se identifica plenamente. "Si provocativo significa provocar algo en el receptor, yo encantada. No pinto con el objetivo de contar nada cerrado ni suscitar nada en concreto. Es pintura figurativa, de cada retrato puede emanar un tipo de energía, quizá inquietante, quizá provocativa, pero en un sentido más estético".

Su pintura es enérgica, de trazos sueltos, a través de los que busca la libertad, y también diversión. "La pintura es para mí un refugio, un lugar en el que ser, en un plano más profundo".

En sus obras explora la figura humana como "punto de partida y excusa desde la que pintar. Yo tengo un referente, un modelo de figura humana, y pretendo salirme un poco de lo que la realidad me ofrece y ver qué pasa en el proceso pictórico. Ya no es tanto el modelo lo que me interesa, no son retratos ni pinto una identidad en concreto. Me interesa lo que sucede en el proceso pictórico y cuál va a ser el resultado, que para mí siempre es una sorpresa. Hay algo de magia en lo que yo soy la primera sorprendida", declara.

El resultado no es algo buscado ni cerrado. "Voy viendo cómo va evolucionando la obra. No se sabe cuándo termina, pero hay un momento en el que sabes que ya está. Otras veces llego a pintar sobre lo que he hecho, porque no me convence en absoluto". En total son más de veinte obras, sobre todo retratos al óleo, con algún collage a base de elementos como papel y telas.

La exposición permite ver su evolución. Partiendo de una base académica en la que adquirió confianza y destrezas manuales, decidió "romper" con todo en un sentido positivo y pasó de pintar modelos del natural a utilizar fotografías y buscar nuevas expresividades. Su estilo es figurativo porque aparece la figura humana, "pero si se observan las pinturas muy de cerca, hay partes incluso abstractas".

Algún ejemplo de abstracción pura se puede ver también en la exposición, organizada por la Fundación Caja Rural de Aragón.

Etiquetas