Cultura

MÚSICA Y DANZA

"Blanco y verde", un recorrido festivo desde lo contemporáneo

Alejandro Esperanza y Pablo Pérez estrenan este sábado su espectáculo laurentino

"Blanco y verde", un recorrido festivo desde lo contemporáneo
"Blanco y verde", un recorrido festivo desde lo contemporáneo
S.E.

HUESCA.- Blanco y verde son un símbolo laurentino, sinónimo de fiesta, de alegría, de celebración, son San Lorenzo y también el título de espectáculo creado por dos artistas oscenses, el pianista Alejandro Esperanza Mateos y el bailarín Pablo Pérez Alonso, con el que esta noche, a partir de las 22:00 horas, se subirán al escenario del Auditorio Carlos Saura del Palacio de Congresos de Huesca, para rendir homenaje a las fiestas mayores de la capital altoaragonesa a través de un recorrido por las músicas, dances y jotas desde un punto de vista contemporáneo.

"Cuando comenzamos con Alejandro a darle forma a Blanco y verde -explica Pablo Pérez- observamos que las fiestas de San Lorenzo no solamente eran del 9 al 15 de agosto, eran mucho más. Como otras que se realizan en la geografía española, estaban muy ligadas al campo. La dureza del ciclo de la planta y la cosecha de verano le daban sentido a la fiesta, al desfogue y a la celebración y agradecimiento al santo. Hoy en día esto se vive de otra forma, aunque somos muchos los oscenses que nos pasamos el año pensando en que llegue San Lorenzo porque tenemos ganas de olvidarnos de los problemas".

Con ese pasado y ese presente en mente, Blanco y verde comienza haciendo un guiño a la dureza de la vida de antaño y al campo, un momento que da paso a las emociones del prelaurentis, esos instantes en los que afloran "los nervios porque se acerca la cita, el olor albahaca...", y que son el preludio de "la explosividad que caracteriza la semana de fiestas laurentinas".

Como apunta Pablo Pérez, "no es fácil darle forma a todo ese recorrido en un espectáculo de 50 minutos y entre dos personas", pero de lo que no hay duda es de que desde que ponen el pie en el escenario hasta que se van "todo tiene un porqué. Hemos trabajado mucho pequeños símbolos y detalles que aparecen, así como la puesta en escena de cada baile y música".

Alejandro Esperanza "ha hecho un trabajo increíble con las músicas. Piezas muy simples y reconocibles de la semana de San Lorenzo, en Blanco y verde cobran un carácter diferente y con mucho "groove", como puede ser la Danza de las espadas, y otras se han quedado en un concepto más clásico".

Por lo que respecta a las coreografías, ha pasado algo similar. "Hay jotas y pasos que la gente enseguida va a reconocer como la Jota de Huesca. Pero, sin duda, a todo le hemos dado un carácter particular, de dúo, donde no paramos de comunicarnos, bailar, jugar y disfrutar con las coreografías... ¡Lo que hacemos en San Lorenzo, vaya..!", avanza Pablo Pérez.

El músico y el bailarín tuvieron claro desde el principio que querían "pasarlo bien, disfrutar haciéndolo y transmitirlo al público", y para ello también han contado con la complicidad de Carla Ochoa, autora del cartel, "que ha simbolizado muy bien el carácter del espectáculo y de ese contraste entre lo nuevo y viejo que nos proporcionó la muralla", comenta Pérez Alonso, que también destaca que para lanzar Blanco y verde querían contextualizarlo "y para ello hemos contando con dos textos que nos han escrito Pablo Gracia y Ana Cañeque, buscando dos visiones de la fiesta, una desde una persona de aquí y otra de fuera, lo que nos ha servido de inspiración, además de que aparecerán algunas frases de ellos".

Alejandro Esperanza y Pablo Pérez subirán la fiesta al escenario, la celebrarán y la vivirán a través de la música y la danza, pero no se olvidarán de que "este año es especial. Existe un vacío evidente, y es que no hay fiestas y es un año triste, hecho que también hemos tenido en cuenta en algunos detalles", que compartirán con los oscenses que este sábado noche asistan al estreno de Blanco y verde.

Etiquetas